martes, abril 16, 2024
- Publicidad -

Estados Unidos aumenta sus ventas de petróleo por la crisis en el Mar Rojo

No te pierdas...

La crisis en el Mar Rojo parece lejos de solucionarse. En las últimas horas se han producido nuevos enfrentamientos, tras el ataque de Estados Unidos y Reino Unido a las zonas controladas por los hutíes en Yemen. En respuesta a los ataques que previamente las milicias habían llevado a cabo sobre buques extranjeros que navegaban por la zona.

El conflicto está provocando un importante problema para las grandes navieras, que ahora no pueden utilizar una de las rutas de navegación más importantes en el tráfico de mercancías. Por ello, están teniendo que buscar rutas alternativas que son más seguras, y también más largas y suponen un mayor coste de los fletes.

Esta situación está beneficiando de forma indirecta al petróleo producido por Estados Unidos, cuya demanda ha crecido rápidamente en los últimos días.

Las exportaciones suben un 35% en una semana

Según datos de la Agencia Internacional de la Energía, en la última semana de diciembre Estados Unidos exportaba 3.915 millones de barriles de crudo al día. Una semana después, las ventas habían subido hasta los 5.292 millones de barriles al día, lo que supone un crecimiento del 35%.

Los expertos explican que esta situación tan poco común se debe a lo que está ocurriendo en el Mar Rojo. Con la ruta de navegación convertida en campo de batalla, ahora, a muchos países de Occidente les sale más económico importar petróleo desde el otro lado del Atlántico que hacerlo desde Oriente Próximo. Consiguen así recibir el crudo con mayor rapidez y a un precio más bajo.

Las cifras de producción y exportación de Estados Unidos experimentaron un fuerte repunte en 2023. Dinámica que Arabia Saudí y otros países de la OPEP esperaban romper rebajando el precio de su crudo. Sin embargo, ahora los buques que transportan este combustible tienen que navegar a través del cabo de Buena Esperanza, en Sudáfrica.

Esto implica entre 10 y 12 días más de navegación, lo que supone para los clientes recibir el producto más tarde y tener que pagar más por él, porque los costes de las navieras se han disparado al multiplicarse la distancia de su ruta de navegación. De ahí que muchos expertos hayan vaticinado que el problema en el Mar Rojo podría dar como resultado un mayor protagonismo en el mercado del petróleo estadounidense, que es lo que intentaban evitar los países miembros de la OPEP.

Sube el precio del petróleo

Las tensiones geopolíticas en Oriente Medio se han estado recrudeciendo desde octubre del año pasado, a raíz del comienzo del conflicto entre Israel y Gaza. Pero ha sido en las últimas semanas cuando han empezado a tener efecto sobre las cadenas de suministro a nivel global.

Ya prácticamente ningún buque comercial navega por aguas del Mar Rojo. Las rutas se han desviado por el sur de África, y esto ha disparado el consumo de petróleo por parte de las navieras. Con la subida de la demanda, ha subido también el precio.

Mike Sommers, director ejecutivo del Instituto Americano del Petróleo, ha alertado de que existe la posibilidad de que los incidentes en el Mar Rojo puedan poner en riesgo el suministro de combustibles desde Oriente a Occidente. Si esto ocurre, los precios podrían dispararse.

No obstante, la bajada de la producción industrial en Europa ha rebajado también la demanda de crudo en la zona, y se prevé que esta situación se mantenga durante un tiempo. Esta rebaja en la demanda por parte de los países europeos podría contribuir a que la subida de precios del petróleo se contenga. Por el momento, en el mercado sigue habiendo un exceso de oferta.

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -