Domingo 21.04.2019

¿Creías saber para qué sirven las cámaras ocultas? No estés tan seguro

Las mini cámaras son unos pequeños dispositivos que nos permiten grabar o ver lo que ocurre en un lugar determinado sin saber que estamos observando. 

IR-Espiamos_enero-01
IR-Espiamos_enero-01

Las cámaras ocultas se encuentran entre los dispositivos más buscados. Y es que en unos tiempos en los que vivimos una inseguridad más que constatada, la seguridad de los hogares se convierte en un tema de suma importancia.

Contar con unas mini cámaras nos permite saber lo que está ocurriendo en nuestra casa en todo momento. Se trata de una de las tecnologías estrella a la hora de sentirnos más protegidos. Por ello, a continuación, vamos a ver cómo se utilizan estas herramientas y otras similares, que nos brindan seguridad en casa.

Vigilancia del hogar

Cada vez es más frecuente la utilización de cámaras ocultas en casa, para respirar con tranquilidad sabiendo que no hay nada de lo que preocuparse. Esta tecnología ha permitido, por ejemplo, demostrar que una persona se ha llevado algo de la vivienda sin permiso para ello. Y cosas más graves, como comprobar que esa persona que está al cargo de los pequeños de la familia estaba cometiendo alguna negligencia.

Colocar una cámara oculta en algún punto estratégico permite obtener pruebas para confirmar o desmentir cosas de las que se sospechaban pero que no podían comprobarse de otra manera. Y es que cuando algo está frente a la pantalla, ya no cabe la negación.

Por otro lado, la tecnología de miniaturización ha dado la posibilidad de poner una minicámara espía en casi cualquier sitio. Tanto es así que hoy en día no hay casi ningún objeto que no pueda convertirse en un dispositivo de vigilancia.

Viviendas inteligentes cuyos ojos son estas cámaras

Es indiscutible que este tipo de cámaras tienen mucha relación con los sistemas de seguridad del futuro, los cuales se verán controlados por elementos domóticos. Hasta tal punto que el Internet de las Cosas se está convirtiendo ya en una realidad, y está dando comienzo a la aparición de las casas inteligentes.

Pues bien, las cámaras se convertirán en los ojos de este tipo de sistemas. En un plazo medio de tiempo podrían llegar a identificar a las personas que viven en la casa, o a las que vienen de visita, pudiendo abrir la puerta o haciendo que suene el timbre cuando nos acerquemos.

Hogares conectados

Las cámaras y los demás elementos que forman los hogares inteligentes tienen una dependencia directa de Internet a la hora de operar. La red ha logrado imponerse en todos los aspectos de nuestra vida, y en el doméstico no iba a ser menos.

De esta manera, se crea una necesidad de que las redes sean seguras, dado que existen siempre personas que quieren buscar la forma de tener wifi gratis, por ejemplo, valiéndose de técnicas que pueden resultar a ser agresivas.

Es por ello que se aconseja tomar medidas de protección. Una de ellas es cambiar las contraseñas que nos da la propia fábrica por otras más difíciles de adivinar. Comoquiera que sea, tal como ha ocurrido previamente con la electricidad o la televisión, el futuro se configura como una casa conectada a Internet.

La red no se utiliza ya para navegar o comprar simplemente, ya que son muchos los electrodomésticos y dispositivos domésticos que se controlan online, de forme remota. Una tendencia que probablemente vaya en aumento.

Una tecnología que avanza sin parar

Las personas nos hemos transformado en seres tecnológicos, y el auge de las cámaras domésticas no es más que una evidencia de esto. No hay casi ningún ámbito de nuestra vida en el que no utilicemos algún dispositivo de tipo electrónico. A la hora de trabajar, de entretenernos y de contactar con amigos y familiares les damos uso. También nos aportan mucha seguridad. Razón por la cual, esta tendencia no haga más que seguir aumentando. Las cámaras espía son una tecnología que ha venido a facilitarnos la vida.

Otras aplicaciones de las cámaras ocultas de lo más sorprendentes

Aunque las anteriores son las aplicaciones que las cámaras ocultas tienen en nuestro día a día, esta tecnología a veces puede dejarnos noticias realmente sorprendentes. Esto es lo que ha ocurrido con una cámara oculta instalada en el parque nacional Tierra del Leopardo, en el Lejano Oriente ruso, que logró captar a cuatro ejemplares de leopardos del Amur. Esta es una especie que se encuentra en peligro grave de extinción.

Gracias a ello pudo difundirse un vídeo en el que se ve cómo los depredadores están juntos frente a la cámara durante varios días. En primer lugar, aparece una hembra adulta que se tumbaba delante de las cámaras para descansar, y después visitaba el mismo lugar un macho. Finalmente se filmarían a dos cachorros, que estudiaban con curiosidad la zona. Un ingeniero investigador del parque resaltaba que captar a tantos leopardos a la vez es muy raro, en un comunicado publicado en la página web de Tierra del Leopardo.

Comentarios