martes, febrero 7, 2023

Reciclado y tierras raras

No te pierdas...

Los químicos llaman “tierras raras” a una serie de elementos químicos muy escasos en la naturaleza.  Esta escasez hace que constituyan recursos sumamente valiosos cuando tienen utilidades prácticas en industria o en tecnologías punta.

Se sabe que muchos de los ingenios en fase de experimentación para conseguir los recursos energéticos del futuro, es decir, la utilización de fuentes de energía limpias, o al menos mínimamente contaminantes, requieren de alguno o de varios de estos elementos para poder funcionar.  Los juegos de dominancias entre países podrán variar de manera sustancial a muy corto plazo, en función de su abundancia en las llamadas tierras raras. China, por citar sólo un ejemplo, es uno de los más ricos en ellas.

Parece evidente que las piezas que contengan elementos de este grupo, por ejemplo, ciertos engranajes de las futuras hélices “supereólicas”, o las baterías de los coches totalmente eléctricos, serán demasiado valiosas para pensar en eliminarlas sin un exigente proceso de reciclado.

Reciclar es pues el futuro. Ahora le toca a los abetos y otros vegetales que hemos empleado como adorno en la decoración navideña, destinados a convertirse en compost en los correspondientes departamentos municipales, pero cada vez que reciclamos algo, o contribuimos a ello, estamos realizando un “entrenamiento”, tan ecológico como moral, porque el hombre de un futuro inmediato tendrá que  hacerse “reciclador” como forma de supervivencia.

Alergias

La llegada de un cachorro durante las pasadas fiestas fue motivo de alegría general en la familia pero si alguien presenta síntomas alérgicos, como rinitis, tos o problemas dérmicos, puede desatarse la alarma contra el recién llegado. ¿Es una alergia a la nueva mascota la causa de los problemas?  En ocasiones la simple sospecha motiva que el recién llegado salga de casa, y no siempre con el mejor de los posibles destinos.

Desde luego la alergia a nuestro animal doméstico es un grave incidente, hasta el punto de que antes de tomar la decisión de convivir con un animal, especialmente los niños, deberíamos haber realizado algunas pruebas, como la toma de contacto previo con mascotas similares que tengan los amigos. Los perros tienen la mayor parte de los alérgenos en la descamación de la piel, los gatos en la saliva, que suelen extender por su pelo para limpiarse; las plumas de las aves, tanto de los pájaros como de las prensoras (loros, periquitos, etcétera), pueden también producir alergias.

En cualquier caso recordemos que se trata de un animal vivo y sensible. Merece la pena asegurarse bien, con consultas al veterinario y al médico. Si finalmente hay que tomar la decisión de separarnos de la mascota, vamos a hacero con la suficiente serenidad para encontrarle una nueva familia.
 

Naturalia

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -