miércoles, noviembre 30, 2022

Pánico en Afganistán ante el avance de los talibanes por todo el país

Los talibanes habrían capturado la segunda ciudad más grande de Afganistán, Kandahar, en lo que es un golpe aplastante para el gobierno y una gran victoria para los militantes.

La ciudad del sur fue una vez el bastión de los talibanes y es estratégicamente importante como centro comercial.

Los insurgentes también tomaron la cercana ciudad de Lashkar Gah y ahora controlan alrededor de un tercio de las capitales provinciales de Afganistán. Decenas de miles de civiles han huido del avance de los talibanes.

Muchos han viajado a la capital, Kabul, en busca de seguridad y duermen en las calles allí.

«No tenemos dinero para comprar pan o conseguir alguna medicina para mi hijo», dijo  un ciudadano a la BBC un vendedor ambulante de 35 años que huyó de la provincia norteña de Kunduz después de que los talibanes prendieran fuego a su casa.

Al menos 1.000 civiles han muerto en Afganistán el mes pasado, según la ONU.

El avance insurgente se produce cuando las tropas estadounidenses y extranjeras se retiran después de 20 años de operaciones militares.

Estados Unidos enviará cerca de 3.000 soldados al aeropuerto de Kabul para evacuar a un número «significativo» de personal de la embajada en vuelos especiales. El Reino Unido está desplegando 600 soldados para apoyar a los ciudadanos británicos que abandonan el país. El personal de la embajada británica se ha reducido a un equipo

 

La ciudadanía no cree en lo que sucedió en un solo día. Cinco capitales de provincia, entre ellas ciudades importantes, cayeron ante los talibanes el jueves.

A Kabul, han estado llegando miles de personas, pero este es un número que cambia según las horas. Se han ido con muy pocas pertenencias. Estas son personas que tenían casas y trabajos, tiendas y granjas, y tuvieron que dejar todo atrás e intentar correr hacia un lugar seguro.

Algunos de ellos han tardado días, y estos son viajes peligrosos (más allá de los puestos de control de los talibanes y del frente activo) para llegar a Kabul. Este es el último lugar al que muchos de ellos creen que pueden ir. Dicen, desde aquí, ¿a dónde más iremos?

Están enojados con el gobierno porque se les dejó que se las arreglaran por sí mismos. El gobierno dice que los alojará en mezquitas y les proporcionará el alivio, pero no hay suficiente para todos los que están llegando.

También hay indignación porque Estados Unidos y el Reino Unido están evacuando a sus propios ciudadanos y dejando a los afganos a su suerte.

 

Pilar Moreno

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias