domingo, noviembre 27, 2022

Proyecto UE investiga papel de los humedales contra el cambio clima en España

La Fundación Global Nature y el Ayuntamiento de Valencia han presentado este jueves los detalles del proyecto europeo LIFE Wetlands4Climate, que cuenta con una financiación total de 2,1 millones de euros (55 % de la UE) y un plazo de ejecución de cuatro años, desde octubre de 2020 hasta junio de 2024.

Para llevarlo a cabo se han seleccionado diez humedales piloto: cuatro salinos de Castilla-La Mancha (la Laguna de Tírez, la de Villafranca, la de Manjavacas y la de Alcahozo); dos de agua dulce de Castilla y León (la Laguna de la Nava y la de Boada) y cuatro costeros de la Comunitat Valenciana (las marjales dels Moros y de Pego-Oliva, el Prat de Cabanes-Torreblanca y la Mata del Fang de L’Albufera de Valencia).

En esos espacios se va a llevar a cabo una medición de carbono en todo su ciclo y a elaborar protocolos para certificar créditos de carbono, lo que se complementará con acciones de formación y de comunicación ambiental, según ha explicado Vanessa Sánchez, de la Fundación Global Nature.

Sánchez ha indicado que los humedales son ecosistemas «muy desconocidos», a pesar de que de ellos depende «más de la mitad de la biodiversidad» de España, y ha alertado de que están «en serio peligro de desaparición» por su degradación y en el último siglo han desaparecido «más del 70 %» de los que había en el país.

Ha recalcado que «el gran reto» es conseguir la reducción de la emisión de los gases de efecto invernadero desde todos los sectores, incluidas las entidades privadas y las personas a título individual, y ha precisado que esperan tener a mediados de 2023 los primeros resultados de los balances de carbono en estos humedales.

El catedrático de la Universitat de València e investigador del Instituto Cavanilles de Biodiversidad Antonio Camacho ha afirmado que abogar por la conservación de los humedales «no es una cuestión solo ética, sino una necesidad», y ha defendido que un funcionamiento «sano» de las zonas húmedas ayuda a mitigar los efectos y las causas del cambio climático.

Así, ha destacado que estos ecosistemas son capaces de captar carbono y de reducir las concentraciones de gases de efecto invernadero a la atmósfera, y ha explicado que con medidas como la certificación de buenas prácticas traducible en créditos de carbono se puede conseguir que por ejemplo se compense a los agricultores de los arrozales de L’Albufera por cambiar a prácticas más sostenibles.

El vicealcalde de Valencia y concejal de Ecología Urbana, Sergi Campillo, ha reivindicado que este proyecto que cofinancia el Ayuntamiento pretende conservar la biodiversidad y contribuir a la mitigación del cambio climático, y ha recordado que Valencia aspira a ser una de las ciudades europeas climáticamente neutras en 2030.

El técnico del Observatori del Canvi Climàtic de Valencia Andreu Escrivá ha destacado la importancia de la sensibilización y educación ambiental, y ha reivindicado que es una «cuestión de justicia» no solo ver la belleza de los humedales, sino conocer su utilidad para la adaptación y mitigación del cambio climático. EFE

 

Estrella Digital

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias