martes 15.10.2019

Usar y tirar

La cultura de usar y tirar ha llegado también a la Política, y ya hay un montón de divorcios interesados en UPyD, y digo interesados porque a un puñado de militantes les parece más interesante Ciudadanos que UPyD, o sea, que es una cuestión de interés. También hay un tipo en Ciudadanos que ha recorrido un amplio espectro, desde IU hasta el PP, pasando naturalmente por el PSOE, y yo creo que Albert Rivera debería elegirlo como asesor, porque nadie mejor que un experto para saber si el aluvión de nuevos pretendientes viene por  amor o por interés. Tenemos el caso de la gran Tania, que juró en público amor eterno a IU, pero que ahora está a disposición de Podemos, y estoy convencido de que asistiremos a conversiones sorprendentes, aunque todavía no tenemos nuestro Fouché, que pasó de monárquico moderado a jacobino, de jacobino templado a admirador de Robespierre e impulsor de la guillotina para Luis XVI, y, luego, muñidor de la guillotina para Robespierre, y seguidor de Napoleón, y uno de los responsables de la vuelta al trono del Luis XVII, hermano del rey que ordenó guillotinar. ¡Eso es una carrera!

Que Rosa Díez no se extrañe. Estamos en el apogeo de usar y tirar.

Claro que lo último, lo más bárbaro y epatante es arrojar al bebé al contenedor de basuras. Hubo una época en que la gente perdía el tiempo, que si el torno del convento, que si dejarlo abrigado en la puerta de una casa de buenos recursos económicos... Pero eso requiere mucha preparación, mucho cuidado, y un peligro. Lo de arrojar el bebé al contenedor, sobre todos si es de esos que aspiran la basura, como era el caso, resulta mucho más cómodo.

Empezamos a desembarazarnos de los abuelos, y hasta nos repetimos cien veces delante del espejo que están mejor en una residencia, y ya hemos llegado a la conclusión de que los bebés donde están mejor es en el contenedor, al menos donde menos molestan. Que Rosa Díez no se extrañe. Estamos en el apogeo de usar y tirar.

Usar y tirar
Comentarios