lunes 14.10.2019

Los "niños robados" aparecen en la TV

Son uno de los pocos temas de nuestra sociedad que aúnan franquismo con democracia. En los dos periodos se ha dado el llamado mal de los "niños robados". Primero, hasta los años 50, lo mismo ocurría en las cárceles del régimen que en los hogares de maquis o mujeres destacadas en la República. A partir de ahí, y durante otros 40 años más, en clínicas por toda nuestra geografía, la mayoría ligadas a la Iglesia.

En este siglo ha vuelto a cobrar actualidad gracias a nuestras cadenas televisivas. En su afán por buscar siempre cosas morbosas, polémicas, que enfrenten a unos con otros, Antena 3 y Telecinco van a darnos durante estas dos próximas semanas un masters sobre una problemática que afecta a unos pocos pero que pone los pelos de punta a todo el mundo.

Médicos, monjas y curas han decidido durante muchos años quién tenía derecho a ser padre y quién no y ahora las cadenas quieren refrescarnos otra memoria histórica, por si no teníamos ya bastante con la de los muchos cuerpos que todavía quedan por identificar por cunetas o camposantos españoles, ya fueran de un bando o de otro.

A-3 ya lo intentó en septiembre del pasado año, cuando estrenó "Historias robadas", y lo vuelve a hacer ahora no se sabe si motivada por el hecho de que la primera vez no le fue mal de audiencia (más de un 13% de cuota y 2,4 y 2,2 millones de espectadores) y quiere seguir rentabilizando su "tv movie" o simplemente por tocarle las narices a Telecinco, que es lo que más les gusta hacerse a ambas mutuamente, por aquello de que ésta ha decidido retomar el tema con otra miniserie.

Menos mal que, no se sabe si porque ya les daba vergüenza tanto descaro, no se han atrevido a empezar el "duelo de niños" juntas, el mismo día, y los de Vasile han optado por reducir a una sola jornada el enfrentamiento de ambos productos. ¡Oooohh!. El halo de decepción es sin duda alguna el de los morbosos fanáticos de las audiencias, que ya se relamían con los posibles titulares para bautizarlo.

"Niños robados", el título que cambia una palabra para que nadie hable de plagio ya sin verla, debutará en Telecinco el miércoles 16, enfrentada nada menos que a "Top Chef", y el jueves 17 "ajustará cuentas" su segunda y última entrega con la final de las "Historias robadas" de Antena 3. Ese sí será el día en el que los unos se reirán de los otros por haberles superado. En el que unos se vanagloriarán de vencer al enemigo con un producto ya emitido con anterioridad o que justificarán la derrota en ese mismo motivo, y en el que los otros vaya usted a saber qué argumentan para un caso u otro.

La guerra por la audiencia no hace prisioneros y los dos bandos volverán a ir con el cuchillo entre los dientes para demostrar que en estas "películas para la televisión" son también los mejores. Lo de menos, al final, será para ellos que esta problemática de los "niños robados" siga produciéndose en nuestro país, que haya gente lucrándose con ello. Eso es secundario ante el "share" y ante el placer de ganar al rival.

Comentarios