sábado, noviembre 26, 2022

La resolución de Venezuela

Esta semana pasada en el Parlamento Europeo de Estrasburgo, hemos tenido todos los allí presentes el honor de recibir a una mujer valiente, llena de coraje y fuerza que se llama Mitzy Capriles. Acompañada de sus hijas, ha venido a contarnos a los europarlamentarios y a todos los europeos, la injusta encarcelación de su marido Antonio Ledesma, alcalde de Caracas, por los sátrapas que gobiernan Venezuela de la mano del chavista Nicolás Maduro.

La situación de Ledesma es un capítulo más del libro que está escribiendo Maduro de machacar a su pueblo, privándoles de libertad y de derechos fundamentales. Además, el gobierno de Maduro ha demostrado y enseñado a toda la opinión internacional que tiene sus manos manchadas de sangre por la represión ejercida contra su propio pueblo, permitiendo que la policía venezolana, enviada por Maduro para reventar las manifestaciones de protesta contra el gobierno venezolano, utilice fuego real con sus armas y de esta manera provocando asesinatos de manifestantes, especialmente entre los jóvenes estudiantes.

La mujer del alcalde de Caracas ha encontrado el apoyo, solidaridad y calor de casi todos los grupos parlamentarios, y digo casi todos porque la extrema izquierda europea y, especialmente, los eurodiputados españoles de Podemos, Izquierda Unida, Esquerra Republicana de Cataluña, los proetarras de Bildu y el de Compromís, se han vuelto a retratar todos ellos rechazando públicamente con sus votos en el plenario parlamentario, una resolución sobre la situación en Venezuela.

Bildu agradece de esa manera a Maduro que haya hecho de Venezuela refugio de asesinos etarras

Pablo Iglesias y compañía se niegan a votar a favor de una declaración que entre otras cosas pide que se respeten los derechos humanos en Venezuela a la vez que se liberen a los presos políticos, como son los casos de Antonio Ledezma, Leopoldo López o Daniel Ceballos entre otros, y se respeten los derechos de estas personas a defender su libertad de expresión, terminando con la perversa estrategia de reprimir y perseguir a la oposición venezolana. Y una resolución en donde se pide también que se investigue con total imparcialidad y sin margen para la impunidad los asesinatos de las manifestaciones de protesta contra el Gobierno de Maduro.

Pues bien, para esa izquierda totalitaria es imposible sumarse a esta resolución, que es el catecismo de lo que tiene que ser la defensa de la libertad, la democracia y el respeto a los derechos humanos en cualquier lugar de mundo, y se niegan desde esos grupos de extrema izquierda a apoyar y aprobar esa resolución, porque son todos ellos cómplices de una manera o de otra de ese Gobierno de Maduro que tiene manchadas las manos de sangre, y lo digo porque ahí están los datos recientes, los de Bildu agradecen de esa manera a Maduro que haya hecho de Venezuela refugio de asesinos etarras, a quienes les agasajan y miman; otros, como los de Podemos, porque tienen que pagar los servicios prestados en sabrosa remuneración económica recibida de Maduro por los dirigentes de Podemos para poner en marcha su proyecto político en España como ha sido denunciado con pruebas por varios medios de comunicación de nuestro país.

Desgraciadamente los venezolanos hoy día no tienen ni para papel higiénico, nunca mejor dicho, por la escasez del país donde les ha llevado las políticas económicas chavistas de Maduro, pero eso sí, para desviar la atención de los problemas reales y acuciantes de los venezolanos, Maduro  ahora pasa de la estrategia de denunciar planes de golpe de estado contra su Gobierno a una nueva estrategia, digna de los hermanos Marx, de movilizar al ejército venezolano desplegando y exhibiendo su fuerza militar para amedrentar a los Estados Unidos de América. El problema es que nadie le ha explicado a Maduro que su ejército y lo que le rodea está a la altura de lo que viene en una caja de Playmovil comparado con su vecino de continente del norte.

Carlos Iturgaiz

Artículo anterior
Artículo siguiente
NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias