viernes, diciembre 2, 2022

Las dos verdades

Con el «caso Bárcenas» se confirma algo a lo que nos venimos acostumbrando cada vez que hay políticos bajo sospecha y es que hay dos verdades, una es la verdad judicial otra la real.

Y es que si una conclusión podemos sacar de la larga conversación de Luis Bárcenas con Pedro J. Ramírez es que todo lo que cuenta el ex tesorero del PP resulta verosímil, pero ahora llega la hora de la verdad judicial. Es decir se tendrá que demostrar que los «papeles» de Bárcenas se corresponden con la realidad, lo cual no va a resultar fácil porque es improbable que quienes aparecen en esos papeles den un paso al frente y digan la verdad, ya que si lo hacen podrían estar reconociendo en algunos casos que han caminado bordeando la ley, en otros que han tenido la cara dura de cobrar sobresueldos mientras el resto de los españoles nos apretábamos el cinturón.

Tanto Rajoy como muchos de los dirigentes del PP van a salir «tocados» de la embestida de Bárcenas

En cualquier caso, más allá de cual sea la verdad judicial, es decir lo que en los tribunales se pueda llegar a probar, lo cierto es que tanto Mariano Rajoy como muchos de los dirigentes del PP van a salir «tocados» de la embestida de su ex compañero y ex tesorero de partido.

Las acusaciones de Luis Bárcenas ponen en entredicho no solo la financiación del PP sino el comportamiento de muchos de los que día si y día también se les llenan la boca arremetiendo contra las miserias ajenas cuando precisamente también tienen su buena carga de sombras.

Así las cosas, la estrategia adoptada por el PP es negar la mayor, mientras entre sus amigos mediáticos se rebuscan argumentos para intentar demostrar que es metafísicamente imposible que por ejemplo Mariano Rajoy o el mismísimo Rodrigo Rato pudieran cobrar en su día sobresueldos. El problema que encuentran estos defensores es que a estas alturas la opinión publica va teniendo una idea bastante aproximada sobre el caso Bárcenas y difícilmente la van a convencer de que todo es una mentira fruto de la imaginación del ex tesorero.

Insisto en que el presidente tiene que dar una explicación convincente entre otras cosas porque cada día que pasa aumenta la desazón y el desapego de los ciudadanos con respecto a la clase política y más allá del veredicto judicial la calle ya está dando su veredicto. Es decir que no basta que desde el PP se diga que Bárcenas tiene que demostrar lo que dice.

En cuanto a los partidos de oposición hacen bien en reclamar explicaciones al Presidente en sede parlamentaria. Por más que haya sombras sobre la financiación de los partidos, ahora estamos en el aquí y ahora, es decir ahora el que está bajo el foco de la sospecha es el PP y es a este partido al que le corresponde dar explicaciones. Es lo que toca y cuanto más tarde, peor. Más vale ponerse colorado una vez que amarillos durante meses y me temo que si el PP no entona un mea culpa y da una explicación convincente, vamos a ver a muchos populares tan amarillos como si padecieron del hígado.

Estrella Digital respeta y promueve la libertad de prensa y de expresión. Las opiniones de los columnistas son libres y propias y no tienen que ser necesariamente compartidas por la línea editorial del periódico.

Julia Navarro

Artículo anterior
Artículo siguiente
NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias