jueves, diciembre 8, 2022

¿Es el resurgimiento de la izquierda?

Andan los socialistas desde la noche del domingo subidos en una nube de optimismo que no caben en sí. No es para menos, en el norte han ganado, aunque no gobernarán, y en el sur han perdido pero mantendrán el gobierno. Curiosa paradoja de la democracia.

Pero…, ¿sirven estos resultados, especialmente los andaluces, para transmitir el mensaje de que aquí no ha pasado nada y que el socialismo cabalga de nuevo? Decididamente, no.

Lo que le ha pasado al PP es fruto de su borrachera de éxito, pues muchos votantes populares pensaron el domingo que las elecciones se ganaban sin ir a votar. Como está demostrado, es gran error. Esa desmovilización, como también padeció el PSOE en otras ocasiones, se acaba pagando. Con todo, el Partido Popular sigue teniendo un problema en Andalucía. ¿Es Javier Arenas el problema? Parece que sí y también que se ha mostrado incapaz de lanzar un mensaje claro que llegara al electorado. En un análisis a todas claras fallido, en Génova debieron pensar que si Rajoy ganó a la tercera, Arenas ganaría a la cuarta. Lo más seguro es que no haya una quinta oportunidad.

En las vísperas de las elecciones parecía que la derecha había dejado de ser la “bicha” en Andalucía, que se había apeado del caballo y sacudido el estereotipo del “señorito andaluz”. Parece, sin embargo, que además de la comodidad del votante popular, Arenas sigue encarnando esa figura.

De poco le ha servido al PP la incompetencia demostrada por los últimos gobiernos de Griñán, los escándalos de los ERE´s y una administración sobredimensionada. ¿Ha sido la convocatoria de huelga la causa de que el PP no haya calado lo suficiente y el que el PSOE no se haya hundido? No creo que sea el único motivo y a lo expuesto anteriormente me remito.
 
Lo que sería una grave equivocación es que lo socialistas pensaran que con mantener el gobierno en Andalucía y ganar en Asturias quedan restañadas las heridas. En modo alguno debe ser así y, ni siquiera, parecerlo. A nadie le cabe duda de que el PSOE, en los últimos años, ha ido perdiendo músculo intelectual, ideológico y social y, lo peor es que, ni siquiera, ha sabido crear futuro ni preparar estructuras cualificadas. Todo lo contrario de lo que ha hecho el Partido Popular a pesar de lo ocurrido el domingo.

El espejo en el que ahora se miran los socialistas no es real y tardarán muchos años –utilizando argot taurino- en recomponer la figura. Todavía no son conscientes de la envergadura de la hemorragia que les ha provocado José Luis Rodríguez Zapatero. El paso del expresidente por Ferraz y Moncloa es una tragedia de la que el PSOE tardará mucho tiempo en recuperarse.

El papel de Rubalcaba tras estos resultados, debe ser fundamental y escrito con generosidad y visión de futuro. El PSOE tiene en estos momentos el difícil cometido de hacer su particular transición y en la que el actual secretario general debe ser el medio y no el fin. Lo mismo podría decirse de Griñán. En la situación actual, los socialistas en particular, y los electores en general, necesitan una renovación sólida con un líder que ilusione y genere confianza. Ese no es Rubalcaba, pero él debe asumir la responsabilidad de buscarlo. Pero será casi tan difícil como encontrar una aguja en un pajar si mantienen sus arcaicas estructuras y mientras se conformen, así lo están demostrando, con que podría haber sido peor.

Rubalcaba debe evitar que se instale la idea de que “aquí no ha pasado nada” y sobre todo “vender el alma” socialista a cualquier precio, por mantener el gobierno, a la peor Izquierda Unida de la Democracia, liderada por Cayo Lara, un político ajeno a la realidad y asentado todavía en la Revolución Industrial.

Este no es el camino para el resurgimiento de la izquierda. Es un respiro, pero nada más. Como el PSOE no tome medidas se le acabará todo el oxígeno.

Alfonso García-Estrella Digital

Estrella Digital respeta y promueve la libertad de prensa y de expresión. Las opiniones de los columnistas son libres y propias y no tienen que ser necesariamente compartidas por la línea editorial del periódico.

Alfonso García

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias