Imprimir

Cada día más parejas se inician en los juegos sexuales de bondage y bdsm

Luis Cifuentes | 20 de abril de 2018

La mentalidad de este siglo está cambiado, la apertura sexual nos ha llevado a aceptar ciertos juegos sexuales como el bondage bdsm, cosa que hace apenas unos años era impensable. La ficción también ha ayudado a potenciar esa idea erótica de los fetiches poniéndolo en práctica sin ningún prejuicio

La liberación sexual ha llegado en pleno siglo XXI. Cada vez aparecen nuevas ideas en materia de sexualidad, algunas consideradas un poco extremas y excesivas para las personas más tradicionales. Pero lo cierto es que los juegos eróticos están a la orden del día. La sociedad va perdiendo ese miedo a innovar en el sexo, considerándolo un nuevo arte y forma de expresión para potenciar el placer y la satisfacción mutua en las relaciones íntimas.

Dos de los juegos eróticos que más repercusión social están teniendo son el bondage y el bdsm. Para este tipo de actividades sexuales se suelen requerir aparatos o juguetes bdsm especiales que ayudan a aumentar la excitación durante el sexo. El fetichismo, del tipo que sea, cada vez se practica más y con menos pudor.

Algunas influencias vienen del cine y de los libros, los cuales son buenos propulsores de nuevas modas y tendencias en cualquier ámbito de la vida. En temas fetichistas el porno ha sido un gran detonante del deseo de experimentación por parte de las parejas. Como seres humanos que somos tendemos a copiar lo que vemos, y más si observamos a personas disfrutando de esas prácticas. Los videos de vinilo y cuero o donde se integran juegos eróticos han pasado de ser una ficción televisiva a una realidad alcanzable.

Por otra parte, la lectura también nos ha llevado a fantasear en este tipo de práctica sexual. Cincuenta sombras de Grey es ejemplo más claro de ello, ya que millones de personas leyeron la trilogía. Fue toda una revolución sexual, los medios de comunicación hablaban de este fenómeno como una noticia que nunca había sucedido antes, algo difícil de creer. Sobre todo las mujeres, que son las máximas consumidoras de este tipo de libros, comenzaron a ver el fetichismo como algo atractivo y morboso, llegando a proponerlo a sus parejas. El señor Grey, un hombre rico y atractivo se convirtió en la fantasía de todas las mujeres del mundo. Todas querían que ese hombre perfecto las llevase al cuarto oscuro de los juguetes sexuales para ser atadas, azotadas y apaleadas.

Los fetiches pasaron de ser una práctica sexual enfermiza a una opción atractiva y sensual para ambas partes de la pareja. Hasta hace poco el hombre tenía adjudicado el rol de ¨controlador¨ por excelencia. Pero eso está cambiando, por lo que ahora las mujeres también quieren tener el control de sus parejas y son las que atan y azotan sin piedad.

Bdsm, las prácticas eróticas de moda

El Bdsm es un conjunto de fantasías eróticas compuesta por la combinación de sus iniciales: Bondage, Dominación, Sadismo y Masoquismo.  Comúnmente se conocen como prácticas sado o sadomasoquistas para englobar todo este tipo de juegos sexuales. Las prácticas que abarca el BDSM son muy variadas admitiendo una gran cantidad de formas diferentes. Para aclarar la legalidad de esta práctica, el BDSM se diferencia del considerado sadismo criminal. En este caso existe un consenso entre ambos participantes, por lo que las consecuencias provenientes de estas actividades no son consideradas lesiones.

En tiendafetichista.com puedes encontrar todo lo que desees. Se trata de una empresa con alta profesionalidad en el sector del fetichismo y el bdsm. Los envíos son gratis y discretos, además recibirás tu pedido en tan solo un día (los pedidos se pueden hacer desde Canarias y Portugal incluidos). Esta tienda posee un sistema de puntos muy interesante: por cada artículo comprado tienes 1 sexypunto que equivale a 1 euro de descuento. Por cada pedido superior a 50 euros tienes 1 sexypunto extra, si tu compra es superior 100 obtienes 3 sexypuntos, con más de 200 euros de gasto tendrás 8 sexypuntos, que equivalen a 8 euros,  y así sucesivamente. Además, puedes obtener bonificaciones mediante otras vías como suscribiéndote al boletín, escribiendo opiniones, invitando amigos o el día de tu cumpleaños.

Bondage, el arte sexual de atar

El término Bondage significa esclavitud o cautiverio. Es una práctica erótica que se centra en la inmovilización de la otra persona. Dichas ataduras pueden hacerse en ciertas partes del cuerpo o de manera total para inmovilizar completamente. Se pueden usar diferentes materiales como cuerdas, telas, cintas, cadenas o esposas. Cualquier elemento que cumpla su función es válido para el juego.

El bondage es considerado una práctica estética además de erótica. Está incluida en un contexto de dominación y sadomasoquismo. En algunas culturas y para algunas personas es tomada como una ceremonia, ya que sus orígenes se remontan a tradiciones ancestrales y juegos de poder. El éxtasis viene de la inmovilización y control de la otra persona. De este modo se relaciona el deseo sexual con el control que implica la dominación. El rol de la persona atada se muere por el deseo de tocar a su compañero o compañero y de ahí viene la excitación de ser dominado o dominada.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/ocio-y-aventura/cada-dia-mas-parejas-inician-juegos-sexuales-bondage-bdsm/20180420130357345558.html


© 2019 Estrella Digital