martes 25.02.2020

Los abogados franceses: en huelga desde hace un mes por sus pensiones

Togas por los aires y suelos de los Tribunales, aplazamientos, manifestaciones…desde el pasado 6 de enero, nuestros compañeros galos secundan por una unanimidad una huelga en contra de la reforma de las pensiones que pretende imponer el Gobierno de Macron
Los abogados franceses: en huelga desde hace un mes por sus pensiones

Tal y como afirmaba en una entrevista para la cadena Europe 1 el abogado Xavier Autain, colegiado y miembro de la Junta del Barreau de Paris, “conseguir que 146 Colegios de Abogados se pongan en huelga al mismo tiempo, es toda una proeza del Gobierno”.                                                              

Según los abogados, la Ministra de Justicia, Nicole Belloubet, “no les escucha”, habiendo resultado infructuosas las escasas reuniones mantenidas hasta el momento, lo que ha supuesto que la huelga continúe por toda Francia, apoyándola no solo los Colegios de Abogados, sino el propio Consejo General de la Abogacía francesa, le Conseil National des Barreaux.

42 son los regímenes de jubilación existentes en Francia y a los que el Gobierno liberal de Macron pretende poner fin, pues considera que están obsoletos, suponen privilegios para determinadas profesiones y no son igualitarios entre los trabajadores, estando además abocados a la insostenibilidad en un futuro a medio y largo plazo. Desde profesiones tradicionalmente liberales como abogados o médicos hasta los mineros, pasando por ferroviarios, artistas o incluso empleados del Consorcio de Transportes de París, todos ellos cuentan con un sistema propio de pensiones, diferente del Sistema General de la Seguridad Social francesa, basado en el modelo de reparto. Son justamente las profesiones que han estado en huelga y que han dejado imágenes pintorescas el pasado diciembre, como un espectáculo gratuito de ópera en el exterior del Palais Garnier de París o el colapso absoluto del transporte público de la capital, al funcionar durante semanas únicamente las líneas de metro automatizadas.

Para los abogados franceses, esta reforma que implica su inserción en el régimen universal que desea implantar el Gobierno, supondría tener que doblar sus cotizaciones para recibir menos prestación de jubilación en un futuro. Y, lo que es más grave, podría suponer la desaparición de los pequeños despachos de abogados al no poder hacer frente de un mes a otro al ahorro destinado a su jubilación. A modo de ejemplo, para aquellos letrados que ganen 40.000€ al año, las cotizaciones pasarían de ser del 14% al 28%.

Ante ello, con la huelga pretenden defender su sistema actual de pensiones, pues aseguran que “funciona”, dado que actualmente se halla en excedentes de cotizaciones. Consideran legítima la huelga porque no solo luchan por preservar sus derechos sociales, sino que también por continuar ofreciendo un servicio de calidad en la defensa de sus clientes.

La manifestación del lunes 3 de febrero reunió en las calles de París a 15.000 abogados dispuestos a continuar en huelga por sus pensiones de jubilación. Quedan por tanto más jornadas de movilización y huelga en los próximos días, a las que estaremos atentos por si el conflicto llega a su fin y, esperemos, que sea de forma satisfactoria para nuestros compañeros allende los Pirineos.  

loading...
Comentarios