miércoles 23.10.2019
ESTUDIO SOBRE ABANDONO Y ADOPCIóN DE ANIMALES DE COMPAñíA

Las protectoras en España recogen un animal cada cinco minutos

El año pasado más de 140.000 perros y gatos fueron recogidos por las sociedades protectoras en nuestro país, lo que significa que cada cinco minutos uno de estos animales domésticos es acogido por una entidad en España

La opción más habitual es recibir un animal como un regalo. | Fundación Affinity
La opción más habitual es recibir un animal como un regalo. | Fundación Affinity

Lo dice el "Estudio Fundación Affinity sobre el abandono y la adopción 2014". El abandono y la pérdida de perros y gatos constituyen el principal problema de bienestar de los animales domésticos en nuestro país. "La realidad es mucho más cruda y la cifra, seguramente, un 30 por ciento más elevada de lo que dice el estudio. Hay que pensar que además de las protectoras grandes y medianas como nosotros, hay otras entidades más pequeñas e incluso particulares que también se dedican a recoger animales de la calle y eso no está cuantificado. En cualquier país civilizado hay abandonos, pero no en el grado en el que se produce en el nuestro que es aberrante", asegura María Costuya de la Asociación Nacional Amigos de los Animales (ANAA).

Sea como fuere, la cantidad es ingente. "Es preocupante que sigan dándose tantos abandonos de animales y que al mismo tiempo la adopción se haya estancando. Debemos concienciar sobre la importancia de tomar decisiones meditadas cuando se pretende acoger un animal de compañía en casa. Nosotros promovemos la adopción responsable y creemos que la reflexión previa a la convivencia es clave para anclar un compromiso a largo plazo, y contribuir a reducir los casos de abandono", señala Isabel Buil, directora de Fundación Affinity.

Desamparos que, por cierto, no solo sufren perros y gatos. "Se desasisten todo tipo de animales como conejos, roedores y, por ejemplo, el número de caballos en esa situación es alarmante o animales exóticos que hace unos años se pusieron tan de moda y hoy la gente se deshace de ellos. De hecho, la perrera de Madrid ha sacrificado a un buen número de mapaches", dice María Costuya.

La adopción sigue estando entre las últimas opciones cuando se decide acoger un animal

Y lo peor es que la adopción sigue estando entre las últimas opciones cuando se decide acoger un animal de compañía en el hogar. El estudio de Fundación Affinity revela que la opción más habitual es recibirlo como un regalo de familiares o amigos. En concreto, casi la mitad de los perros (43%) y más de una tercera parte de los gatos (40% ) llegaron a su casa en forma de obsequio. Una opción que entraña riesgos si la decisión de incorporar a un animal no la toma la persona que se va a responsabilizar de él. "Por eso desde las asociaciones y protectoras insistimos mucho en la importancia de las campañas de educación y formación a la ciudadanía y muy especialmente a los niños, en relación con la tenencia responsable de animales de compañía", comenta Jaume Fatjó, Director Cátedra de la Fundación Affinity.

La compra se sitúa como segunda opción en el caso de los perros (21%), mientras que, en el caso de los gatos, destaca en segundo lugar la recogida en la calle por parte del particular (29%).

Pero, ¿cuál es el destino de los animales en las protectoras? Según el estudio mencionado, del total de animales de compañía recogidos por las protectoras en 2014, menos de la mitad fueron adoptados (44%), un 17% se devolvió a su propietario -en casos de animales que se habían perdido y gracias al microchip pudieron ser devueltos-, un 16% sigue viviendo en la protectora y un 12% fueron sacrificados.

El porcentaje de animales de compañía recogidos que llevan microchip ha aumentado ligeramente durante este último año, en el caso de los perros llega al 30% de los recogidos y en el caso de los gatos solo alcanza el 3%. Según los expertos siguen siendo cifras bajas ya que la correcta identificación y registro de estos animales es clave para incrementar el porcentaje de devoluciones de aquellas mascotas que se han perdido, y también para reducir los abandonos. "Todavía hay camino por recorrer, debemos potenciar el uso del microchip y registrar a los animales para posibilitar que si se pierdan puedan ser devueltos a sus propietarios, de la misma manera que creemos que hay que promover la esterilización como una de las medidas para prevenir futuros abandonos", afirma Isabel Buil.

Y nos preguntamos por qué no está extendida la esterilización de los animales de compañía en nuestro país. Y la respuesta nos la resume Jaume Fatjó y dice que en primer lugar, está extendida la percepción de que se trata de un procedimiento antinatural, seguido de la idea de que cambie la personalidad del animal y, por último, el miedo a las posibles complicaciones de la intervención. Sin embargo, los expertos aseguran que la esterilización es una intervención quirúrgica segura, que no reduce el bienestar del animal y que sólo reduce conductas que, de hecho, son consideradas incómodas como por ejemplo el marcaje de orina.

Los principales motivos de abandono son los factores económicos, las camadas no deseadas o la pérdida de interés por el animal

Por otra parte, aunque existe una creencia de que el mayor número de abandonos se da en el periodo estival, el estudio de Fundación Affinity refleja un año más que la recogida de estos animales es estable y el ritmo no varía durante todo el año, salvo por las camadas de gatos de mayo a agosto.

En cuanto a las razones, según el estudio, los principales motivos de abandono siguen siendo los factores económicos (16%), las camadas no deseadas (13%), el comportamiento del animal (12%) o la pérdida de interés por el animal (9%).

Muchos mitos nos encontramos también sobre el perfil de los animales abandonados. "Hay gente que piensa que la gente se deshace de chuchos, animales viejos o enfermos. Nada más lejos de la realidad. Se abandonan todo tipo de animales, es llamativo como muchos caballo pura sangre, verdaderos artículos de lujo, están en esta situación", comenta María Costuya. Según el estudio, aunque la mayoría de perros y gatos recogidos son mestizos, un 22% de los perros y 10% de los gatos son de pura raza y en cuanto a edades, encontramos tanto senior, adulto y cachorro.

Para muchos la palabra clave es la responsabilidad. "Sin duda, las dificultades económicas que algunas familias tienen para mantener a su animal de compañía son un reflejo más de la profunda crisis económica que afecta al país y existen, por ejemplo, bancos de alimentos para animales. Pero estos, tan solo son una medida paliativa para hacer frente al problema a corto plazo, en espera de la recuperación económica. De nuevo, son necesarias soluciones globales para un problema global, afirma Jaume Fatjó.

Por eso, para la mayoría, es fundamental la ampliación de la legislación sobre protección animal y, sobre todo, que se mejore la aplicación de la ya existente. Porque más allá del carácter punitivo o disuasorio que pueda tener una determinada norma, también posee un efecto pedagógico en la población.

Mercedes-Martin-0401

Las protectoras en España recogen un animal cada cinco minutos
Comentarios