miércoles 23.10.2019
UN REPASO A LAS WEBS DE CITAS

El mercado de la carne

Adopta un tío, donde el hombre es un objeto para mirar, Meetic, e-Darling y, además, Uniqdate (una web española para solteros de éxito), un club de citas para 'gente guapa' y con derecho de admisión

Hay parejas que en estas páginas encuentran el amor de su vida
Hay parejas que en estas páginas encuentran el amor de su vida

Adopta un tío dice en su web que su filosofía es simple. El cliente manda y, en este caso, las clientas, ¡las damas primero! En este supermercado de las citas, las mujeres encuentran buenos chollos. El hombre es un objeto para mirar. Ligoteo y aventuras. En esta página son las mujeres quienes eligen y establecen contacto. Los hombres pueden enviar "hechizos" para llamar su atención. Los usuarios que no pagan sólo disponen de tres "hechizos" y su acceso se inutiliza si hay demasiados hombres conectados. ¿El precio? Los hombres, 11,40 euros por seis meses, gratis para las mujeres.

Cada vez son más las personas que buscan una suerte de sucedáneo de pareja en internet. Existen muchas páginas donde intentarlo. En la mayoría cobran, o al menos lo intentan con el pretexto de que así el cliente obtendrá más servicios.

Ashley Madison es la página de los infieles, se dirige a personas que ya tienen una relación. Además, esta web protagonizó un sonoro escándalo el año pasado. La Guardia civil investiga desde este verano decenas de denuncias presentadas en toda España por clientes de este portal de citas extramatrimoniales. Aseguran sus clientes estar siendo extorsionados por piratas informáticos que les piden dinero a cambio de no informar a sus parejas y a su entorno de sus 'affaires', según informaron en su día fuentes conocedoras de estas denuncias.  

Pero sin desviarnos del tema, un estudio realizado por la OCU y publicado en junio de 2015 decía que quizás en esta página el cliente debe fijarse lo primero en la cancelación y en pensarse si se realiza el registro, porque cobra 29 euros por cancelar por completo la cuenta. Otra página donde se "margina" a los hombres, pues si no pagan solo pueden recibir guiños y poco más. Las mujeres pueden dirigirse a los usuarios Premium, pero deben pagar para mandar regalos virtuales. Cada servicio consume créditos: 30 por 30 minutos de chateo. El precio es de 163,90 euros por 500 créditos.

Hay un par de páginas, Badoo y C-Dates, destinadas, sobre todo, a encuentros fugaces. Registrarse no lleva más de cinco minutos, ya que solo plantea un perfil que no es necesario rellenar por completo ni subir foto. Por su parte, e-Darling y Meetic se plantean con la idea de conseguir una relación duradera, no encuentros esporádicos. Registrarse lleva al menos tres cuartos de hora y la web pide mucha información. En Badoo el precio es de 9,99 euros por 500 créditos, C-Dates 179,40 euros por seis meses, Meetic: 77,94 euros también por seis meses.

Parship, también destinada a buscar una pareja estable, cuesta 149,40 euros por seis meses. El registro es largo y minucioso, incluye un test psicológico y pide información muy personal, como si se desea tener hijos, la religión del usuario... Da menos importancia al físico de sus clientes y promete un servicio personalizado a cada usuario.

Pof es un caso aparte. Su apariencia no delata mucha calidad. Se dirige a todo tipo de personas que buscan relaciones y en el registro requiere bastante información. Los usuarios gratuitos pueden darle un uso básico a la página, poco más que mandar y recibir mensajes. Pagando se mejora la visibilidad y se obtienen detalles sobre los usuarios que se interesan por ti. Precio: 81,44 euros por ocho meses.

Y, ya en este punto, pide paso la más especial de todas las páginas de citas: Uniqdate (una web española para solteros de éxito). Un club de citas para 'gente guapa' y con derecho de admisión. Los directivos y profesionales de éxito ya tienen, desde hace un tiempo, su propia web exclusiva de citas. Los emprendedores Hugo Vailandi y Miguel Candau han fundado Uniqdae.com, el primer sitio de internet de dating diseñado específicamente para personas con un alto nivel de recursos.

Los socios masculinos pagan 320 euros al año y para las mujeres el servicio es gratuito, la tradición se impone y aquí paga el hombre como rigen las viejas normas de protocolo. Ya cuentan con más de un millar de afortunados inscritos, de los que alrededor del 52% son de sexo femenino. La empresa está también en Estados Unidos y en este año que acaba de empezar tendrá presencia en Reino Unido.

Comentarios