sábado 31/7/21
La otra Paula

La ganadora de Gran Hermano 15 se cambia la cara

Esta es la segunda operación que se sufraga con los 300.000 euros del premio, después de aumentarse los pechos

paula
Así ha quedado Paula.

Para qué sirve el dinero si no es para gastarlo. Y si encima es en una misma, pues mejor que mejor. Eso es lo que ha debido pensar Paula González, la ganadora de Gran Hermano 15, que ha vuelto a pasar por el quirófano.

Esta vez ha sido para retocarse la cara, para lo que se ha operado la nariz y se ha aumentado el volumen de los labios con parte de esos 300.000 euros que ganó en el reality de Telecinco, antes de que se llevara parte del mismo Hacienda. 

Hay que recordar que no es la primera vez que pasa por el quirófano, ya que nada más salir de la casa de Guadalix de la Sierra lo hizo para aumentarse el tamaño de sus pechos, una obsesión que decía tener.  

Captura de pantalla 2016-06-17 a las 09.45.46Como ha contado Kiko Hernández en su blog de Telecinco, la autora de la famosa frase "muero de amor", ha completado su cambio de look con el nuevo color de pelo, con lo que se ha convertido, al menos de aspecto, en una mujer muy distinta a la que participó en el concurso. 

La catalana ha intentado justificar todos esos cambios con frases como "hay mujeres tan feas qu ela única belleza que tienen es física" o "tus probabilidades de éxito aumentan cada vez que insistes". 

Como se ve ella está encantada con este cambio, y es de suponer que sus seguidores en las redes sociales también lo estén. Cuando menos sí están acostumbrados a los mismos, aunque quizás ahora les cueste más por aquello de haber sido tan radical. 

A todos ellos hay que añadir los tatuajes con los que ha ido decorando su cuerpo, como ese de la nuca que recorre toda su espalda, que argumentó porque "cuando tenía 16 años y estuve a punto de tatuarme una fricada en la espalda, pero un buen amigo me dijo que no hiciera semejante tontería y que si realmente iba en serio me la guardara para una pieza completa por alguien que mereciera la pena. Cinco años después estoy más que orgullosa".

Comentarios