OPERACIÓN TRIUNFO

Guerra abierta en OT: "Si fuera mi hijo le pegaba dos hostias"

Uno de los concursantes ha criticado a las espaldas a Alfred, que esta mañana se encontraba enfermo

Los concursantes desayunan en la Academia.
Los concursantes desayunan en la Academia.
Guerra abierta en OT: "Si fuera mi hijo le pegaba dos hostias"

El bienestar en la Academia de Operación Triunfo parece haber tocado fin. El transcurso del programa, los favoritos y las estrategias para salvar a los compañeros han propiciado que se vivan las primeras tensiones. Eso, aunado al tiempo que todos llevan alejados de los suyos, ha dejado los primeros reproches entre los concursantes, que parecen visiblemente divididos en dos diferenciados sectores. 

El protagonista este miércoles ha sido Raoul. Sí, el mismo que en la última Gala salvó a Miriam fuera de la bocina y condenó a la nominación a Cepeda. El catalán, hermano del famoso futbolista del Espanyol Álvaro Vázquez, ha criticado a las espaldas a Alfred diciendo que "si fuera mi hijo le pegaría dos hostias". 

Los hechos se han producido durante el desayuno. Alfred se ha levantado malo, con ansiedad, y se ha saltado una clase, lo que ha llevado a varios compañeros a criticarle a sus espaldas. El más duro de todos ha sido Raoul, que no entiende que uno de los favoritos de esta edición se haya puesto malo cuando se pasa toda la noche haciendo travesuras. 

Poco después Raoul ha tenido un feo gesto con su compañero Alfred, al que ha mandado fregar los platos en lugar de utilizar el lavavajillas. Frases producto de una larga convivencia, pero que empiezan a reflejar cierta división entre los concursantes. En el mismo saco de Raoul parece encontrarse Mireya, que esta semana al igual que Cepeda afronta la nominación. Al parecer, ninguno de ellos se cree las anginas de Alfred, días después de que Amaia, su más que probable pareja, estuviera también enferma.