lunes 25/10/21

Levantan secreto de una parte de Kitchen a 2 semanas de que declare Cospedal

El juez que investiga la operación Kitchen, sobre un supuesto espionaje parapolicial al entorno de Luis Bárcenas, ha acordado levantar el secreto de una parte de este caso a dos semanas de que declaren como imputados la ex secretaria general del PP María Dolores de Cospedal, y su marido, Ignacio López del Hierro

Bárcenas

Se trata de la única parte que quedaba secreta de este caso, una pieza separada que el juez abrió el 15 de septiembre de 2020 a raíz del registro del domicilio del exchófer de la familia Bárcenas, Sergio Ríos, en el que se le intervinieron varios teléfonos móviles.

En un auto, al que ha tenido acceso Efe, el magistrado de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón constata que las circunstancias que aconsejaron mantener las actuaciones secretas han variado, de forma que acuerda alzar el secreto, ya que "el conocimiento de lo actuado por las partes, no va a perjudicar la investigación en curso".

Lo hace apenas a poco más de diez días de que declare Cospedal y su marido, a quienes imputó recientemente al sospechar que pudieron tener una participación decisiva en la captación del chófer de la familia Bárcenas como confidente policial, a través del comisario Andrés Gómez Gordo, que fue asesor de la exministra cuando presidía el Gobierno de Castilla La Mancha.

En esta causa el juez investiga la supuesta puesta en marcha desde el Ministerio del Interior de esta operación en julio de 2013 para hacerse con los documentos que guardaba Bárcenas y que podían comprometer a dirigentes del PP. Además de Cospedal, están imputados otros antiguos ex altos cargos como el exministro del Interior Jorge Fernández Díaz y su entonces número dos, Francisco Martínez.

Tras el registro a la casa de Ríos, explica el juez en el auto, se ordenó extraer los datos de los móviles incautados y se acordaron "concretas previsiones en orden a asegurar la confidencialidad de las conversaciones entre abogado y cliente" a solicitud de la defensa de Ríos.

El pasado 15 de abril la Unidad de Asuntos Internos de la Policía presentó un oficio en el que daba cuenta del análisis de dichos efectos informáticos y de la información de interés para la causa.

García Castellón también hace referencia en su auto a la declaración prestada por Luis Bárcenas, en prisión por el caso Gürtel y que figura como perjudicado en esta causa, en la que hizo "diversas afirmaciones sobre el dispositivo policial desplegado con el objeto de acceder a documentos que tenía en su poder".

Afirmaciones que motivaron que el juzgado pusiese en marcha una serie de "pesquisas y averiguaciones" para corroborar la versión del extesorero del PP.

Todas esas diligencias, indica el auto, "han determinado" las sucesivas prórrogas del secreto acordadas desde el 15 de octubre de 2020 hasta ahora, que ha decidido alzarlo. EFE

Comentarios