lunes 30/11/20

El juicio del "Rambo de Cantabria", a quien piden 13 años, comienza el día 27

El juicio contra Luciano Simón, el conocido "Rambo de Cantabria", que se atrincheró en su casa de Turieno (Cantabria) durante horas, disparó a la Guardia Civil e hirió a un agente, por lo que se le pide 13 años de cárcel, comenzará el martes, 27 de octubre, en la Audiencia de Cantabria

La Fiscalía considera a este hombre autor de un delito de homicidio en grado de tentativa, otro de atentado, otro de tenencia ilícita de armas y otro de daños, y además de pedir 13 años de cárcel, solicita para Luciano Simón otros siete años de libertad vigilada y una multa de 6.750 euros.

También pide el Ministerio Público, en concepto de responsabilidad civil, que indemnice al guardia civil que hirió desde la casa, con una escopeta, con 21.000 euros.

Los hechos se iniciaron el 17 julio de 2018, cuando de madrugada, y tras discutir con sus hermanos, este hombre se atrincheró en su casa en la localidad lebaniega de Turieno, a los pies del Parque Nacional de los Picos de Europa.

La Guardia Civil acudió al lugar tras ser avisada por los hermanos de Luciano, después de que les amenazara con un arma blanca, pero tras insultar a los agentes y decirles frases como "vais a salir en las noticias", el hombre sacó una escopeta por una ventana con la que hizo un disparo al aire.

Uno de los agentes que llegaron de apoyo a Turieno pidió al hombre que dejara el arma, pero el acusado le "encañonó y disparó", aunque no se produjo descarga, según el fiscal.

Tras esa situación, hubo un intercambio de disparos entre el acusado y los agentes, y en la madrugada un grupo de guardias civiles accedió a la casa y comenzó a subir al desván donde estaba Luciano.

El hombre se dio cuenta de que subían los agentes, disparó dos veces a la puerta que daba acceso a la escalera y ésta se abrió por los impactos. Después comenzó a disparar por el hueco de la escalera, por la que subían los guardias civiles, "con completo desprecio a la vida" de éstos, según la Fiscalía.

Uno de los disparos alcanzó el escudo balístico de uno de los agentes y rebotó a su pie, lo que le causó lesiones. Mientras los otros guardias civiles evacuaban a su compañero, el acusado siguió disparando desde la ventana.

"Voy a matar a un guardia" o "al cuartel voy a ir con los pies por delante" eran algunas de las frases, según recoge el escrito de la Fiscalía, que decía Luciano Simón desde la casa en la que siguió atrincherado otras tres horas durante la madrugada.

Sin embargo, por la mañana, agentes del Grupo de Acción Rápida de la Guardia Civil entraron a la vivienda y vieron que el hombre había salido de ella sin ser visto.

Durante horas el hombre fue buscado en el entorno de la casa, situada junto a un bosque, y tras un amplio dispositivo fue capturado a las once de la noche cuando estaba intentando volver a entrar en la vivienda por una ventana.

El hombre se encuentra en prisión provisional prácticamente desde que ocurrieron los hechos y está ahora en la prisión de El Dueso (Santoña).

La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Cantabria acogerá este juicio el martes, 27 de octubre, y el miércoles 28, a las 9.30 horas. 

Comentarios