martes 27/7/21

Los hoteles prefabricados han llegado para quedarse

Las construcciones prefabricadas se están consolidando en el mercado y diversificando, hasta el punto de que ya se pueden encontrar hoteles prefabricados por ciudades de todo el mundo y con una calidad igual o superior a las construcciones tradicionales
hotel

Este tipo de construcciones tienen una gran cantidad de ventajas para las cadenas hoteleras, que ven cómo pueden obtener unos mayores beneficios dando un servicio de calidad a sus clientes. Veamos algunas de estas ventajas:

Precios más económicos

La inversión en la construcción de un hotel modular es mucho más baja.

De hecho, ahora mismo es posible producir de manera industrial habitaciones de hoteles de cuatro estrellas gracias a las estructuras portantes de madera, que luego ahorran mucho tiempo a la hora de montarse.

Al final, la suma de los ahorros de tiempo y costes de construcción permite a los hoteles ofrecer precios atractivos y sumar más clientes.

Estos hoteles se pueden trasladar

El coste de construcción no es la única ventaja de los hoteles prefabricados o modulares, ya que otro de sus beneficios sobre los tradicionales es que se pueden transportar.

En España tenemos un ejemplo, el de un hotel que se hizo para la Expo 2008 de Zaragoza. Una vez que pasó ese acontecimiento el hotel no tenía mucha utilidad de manera que al ser modular se desmontó y se trasladó a África, donde ahora siguen funcionando.

No se puede mover un hotel cada pocos meses, ya que se calcula que el traslado tiene el coste de los beneficios de un año, pero la posibilidad está ahí y ya se ha hecho con éxito.

Son modulares y se pueden ampliar sin obras

Cuando construimos un hotel a la manera tradicional lo hacemos planificando bien las necesidades, pero hay circunstancias que no se pueden tener en cuenta como por ejemplo la aparición de una pandemia.

Según nos cuenta Javier López (CEO de Rubik Home): “los hoteles modulares tienen una enorme ventaja y es que se pueden ampliar sin hacer obras, por lo que si nos hemos quedado cortos a la hora de poner habitaciones solo tenemos que pedir más. Este tipo de construcción prefabricada se puede hacer incluso con el hotel ocupado, puesto que apenas se hace ruido al montarse”.

Además, hay que tener en cuenta que responden a los criterios de diseño y constructivos de los arquitectos y diseñadores de interiores, dándoles mucha más libertad para los cálculos de resistencias, cargas y tiempos muchos más cortos en ejecución y a los interioristas la posibilidad de utilizar materiales nobles como la madera, para exhibirlo y mostrarlo como un recurso más del que antes no disponían.  

Las habitaciones tienen una calidad muy alta

Hay quien piensa que un hotel prefabricado no puede tener unas habitaciones bien construidas, como las de un hotel de obra.

La realidad nos dice lo contrario, y de hecho el que cada habitación se haga en un entorno cerrado y controlado, lejos del caos de una obra, permite que los estándares de calidad sean altísimos, mucho mayores que los de las construcciones tradicionales.

Podemos decir que un hotel prefabricado tiene una serie de ventajas como el ahorro en costes, de tiempo a la hora de terminarlo, la calidad de las habitaciones, que es modular, etc., que lo hacen una opción para tener en cuenta, preferible en muchos casos a la de construir un hotel de la forma que todos conocemos.

Comentarios