martes 13/4/21

Sociedad

Cambio de hábitos para revertir el daño a la naturaleza

La defensa de la naturaleza se ha convertido en una obligación a nivel mundial. Se ha creado una situación en la que urge que todos y cada uno de los integrantes de la comunidad humana asuman su parte deme responsabilidad. La lucha por devolver al medioambiente su estatus original comienza con el cambio de hábitos y costumbres personales, con el aporte de pequeños granos de arena en el ámbito doméstico

fruta

El hombre, en un error absurdo, se ha declarado en guerra con el planeta y su equilibrio natural. Una guerra en la que, sin importar el resultado, siempre terminará perdiendo. Afortunadamente, cada vez hay más personas que entienden que solo hay una salida a este disparate, firmar un tratado de paz permanente en el que se vuelva a instaurar el equilibrio entre hombre y naturaleza y los dos caminen en la misma dirección.

Esta paz debe firmarse y respetarse desde ya y en todos y cada uno de los entornos humanos. Como no cabe esperar un repentino cambio de pensamiento global, sino que este debe llegar de forma gradual, los que quieran transitar este camino deben comenzar a crearlo dentro de su propio ámbito doméstico, con acciones tan simples, pero eficaces, como el cambio de alimentación y el consumo responsable, pensando siempre en productos ecológicos.

El cambio de la alimentación

Cambiar en los hábitos de consumo alimenticio es una de las principales y más eficaces estrategias que se pueden llevar a cabo desde el hogar para repercutir positivamente en los entornos naturales. Reduciendo el consumo de carne, y adquiriendo productos de proximidad de frutas, verduras, hortalizas… se estará actuando eficazmente para frenar la crisis climática, según la propia Organización de Naciones Unidas (ONU).

El consumo de carne es, de hecho, uno de los grandes problemas medioambientales que sufre el planeta Tierra. No solo por el hecho de que el sector ganadero sea el responsable del 9 % del CO2 del total que se vuelca a la atmósfera procedente de las actividades humanas. También genera el 65 % del óxido nitroso que produce el hombre y este es 296 veces más potente para el calentamiento global que el propio CO2.

Sin embargo, no solo eso, también es el responsable de buena parte de la deforestación en grandes superficies boscosas, como las del Amazonia. Se tiende a deforestar selva y bosque para crear zonas de pasto y criaderos intensivos de ganado vacuno.

El veganismo, la solución definitiva

Reducir el consumo de carne o directamente dejar de ingerirla no tiene por qué significar una disminución en el disfrute de la comida. El veganismo es una filosofía basada en el respeto a los animales y en la oposición a su explotación que ofrece una rica y variada forma de alimentación.

En mi tienda vegana, el supermercado vegano de Barcelona que reparte comida online por todos los rincones de la península, se localizan los más sabrosos productos y condimentos para preparar riquísimos platos sin perjudicar a los animales. Pero no solo eso, aquí también es posible adquirir endulzantes, pienso para animales, licores e incluso productos de limpieza, siempre regido bajo el concepto vegano de respeto animal.

También en la higiene y cuidados personales

El cambio de paradigma, ese en el que hombre deja de ser el centro de la creación para simplemente formar parte de ella como uno más, es más necesario que nunca. Esa transformación del punto de vista egocéntrico, en el que el respeto por el resto de especies vivas se convierte en algo lógico y normal, no se limita solo al consumo de carne animal. Para una verdadera y más profunda revolución, hay que llevar el concepto ecológico a todas y cada una de las acciones que se realizan habitualmente.

La higiene personal, los productos para el hogar, e incluso la cosmética que se utiliza para cuidar la piel y estar más atractivos, también puede realizarse con elementos y productos respetuosos con la naturaleza y el medio ambiente.

En este sentido, cabe señalar que las más recientes investigaciones y estudios confirman que los productos cosméticos naturales son especialmente beneficiosos para la piel, mucho más que cualquier otro de origen químico y artificial. El origen de esta ventaja radica en las restricciones a ingredientes sintéticos y derivados de los petroquímicos que, a la larga, suelen ser bastante perjudiciales.

Productos cosméticos naturales, dónde conseguirlos

Para que un cosmético ofrezca la garantía de que es ecológico debe estar acreditado de forma fehaciente por un organismo independiente y venderse en una tienda online cosmética natural fiable como, por ejemplo, Taranna shop, que se localiza en la dirección web tarannacosmetics.com, accediendo directamente a ella a través del enlace sugerido en este párrafo.

Es esta ecommerce de cosmética natural, higiene personal y accesorios para el hogar zero-waste la referencia digital online para todo ecologista y persona amante de la naturaleza que no quiere dejar de estar atractiva. Su selección de productos cosméticos apto para veganos, cremas faciales, mascarillas, geles de ducha, desodorantes, maquillaje, cremas solares, aceites esenciales… y, en definitiva, todo lo necesario para la belleza y la higiene personal respetando al planeta, se localiza aquí, con total garantía de haber pasado los más estrictos controles para lograr el estatus de producto ecológico.

 

 

Comentarios