jueves 23/9/21

La mayoría de los países europeos ignoran a los enfermos mentales graves en las vacunaciones

La encuesta indica que sólo cuatro de los 20 países europeos consultados dan prioridad a las vacunas anti-Covid en las personas con enfermedad mental grave

CANCILLERÍA: A FINES DE SE CERRARÁ UN ACUERDO POR LAS VACUNAS

Buena parte de los países europeos olvidan a las personas con trastornos mentales graves -como psicosis o problemas del estado de ánimo- en sus estrategias nacionales de vacunación contra la Covid-19, pese a que hay una gran evidencia científica que muestra que esos pacientes están entre los de más riesgo de contraer esa enfermedad causada por el último coronavirus.

Así se explica en un estudio publicado este jueves en la revista revisada por pares 'Lancet Psychiatry'. El trabajo se basa en una encuesta realizada por las principales organizaciones europeas de pacientes psiquiátricos y de salud mental en 20 países europeos.

La encuesta indica que sólo cuatro de los 20 países europeos consultados dan prioridad a las vacunas anti-Covid en las personas con enfermedad mental grave, por lo que los autores del estudio y las organizaciones europeas de salud mental exigen a la UE y a las autoridades sanitarias nacionales que adopten medidas concertadas para proteger a estos pacientes vulnerables.

Los autores revisaron los planes oficiales de implementación de vacunas disponibles al público y se pusieron en contacto con médicos de 20 países europeos para confirmar las políticas nacionales de vacunación. Descubrieron que sólo Alemania, Dinamarca, Países Bajos y Reino Unido reconocen las enfermedades mentales graves como una afección médica de alto riesgo elegible para la vacunación temprana contra el coronavirus.

Sorprendentemente, la mayoría de los países encuestados no mencionan la salud mental en su orientación prioritaria de vacunación. Algunos, como España, dan prioridad al tratamiento para quienes están en instituciones de salud mental, pero la mayoría de los pacientes con enfermedades mentales graves ahora viven y reciben tratamiento en la comunidad y, por lo tanto, no están cubiertos por planes de vacunación.

"Todo el mundo está preocupado por los problemas de salud mental que seguirán a la epidemia de Covid. Pero muchos de los que ya tienen problemas graves de salud mental afrontaban problemas antes y probablemente más graves. Las investigaciones también indican claramente que el riesgo de complicaciones graves o muerte por Covid es tan alto, si no más alto, que aquellos con afecciones físicas", apunta Livia De Picker, del Hospital Psiquiátrico Universitario Campus Duffel (Bélgica).

MÁS RIESGO DE CONTAGIO

Un trabajo reciente muestra que el riesgo de contagio por Covid-19 aumenta un 65% en el caso de tener un trastorno psiquiátrico y que los pacientes con enfermedades mentales graves tienen entre 1,5 y 2 veces más probabilidades de morir por esa enfermedad. Los autores indican que se necesita una vacunación temprana para protegerlos de una infección por Covid-19 grave o incluso mortal, y estos pacientes deben ser priorizados de la misma manera que las personas en riesgo con limitaciones físicas.

La mayoría de los países europeos dan prioridad a las personas que viven en instituciones de salud mental, pero los investigadores recalcan que esto es insuficiente porque la mayoría de las personas con trastornos mentales graves ahora viven y reciben tratamiento en la comunidad. "Estos pacientes son completamente ignorados en la mayoría de los planes de vacunación y esto debe cambiar. Nos alegra ver que cada vez más países están cambiando su política para incluir a los pacientes con enfermedades mentales graves, pero la vacunación está ocurriendo ahora, así que no podemos demorarnos", añade De Picker.

Marion Leboyer, de la Universidad de París-Est Créteil (Francia), recalca que "los pacientes con trastornos mentales graves son nuevamente descuidados, a pesar de sufrir grandes riesgos". "Existe evidencia sustancial del daño que sufren los pacientes de salud mental debido a la pandemia. Por ejemplo, un trabajo reciente ha demostrado que la esquizofrenia ocupa el segundo lugar después de la edad como riesgo de muerte por Covid. Los países a menudo miran lo que está sucediendo en otros lugares al establecer las prioridades de las vacunas y, dado que pocos países priorizan la salud mental, esto corre el riesgo de perpetuar el descuido de los problemas de salud mental.

La encuesta fue iniciada por el Grupo de Trabajo Temático de InmunoNeuroPsiquiatría del Colegio Europeo de Neuropsicofarmacología después de que un artículo reciente en la revista 'Brain, Behavior and Immunity' sobre las razones neurocientíficas por las que las personas con enfermedades mentales graves tienen un mayor riesgo de infección por Covid-19.

El nuevo trabajo fue desarrollado con la colaboración de las principales organizaciones europeas de salud mental y clínica de pacientes: el Colegio Europeo de Neuropsicofarmacología (ECNP), la Asociación Psiquiátrica Europea (EPA), la Federación Europea de Asociaciones de Familias de Personas con Enfermedades Mentales (EUFAMI), la Alianza Global de Redes de Defensa de Enfermedades Mentales-Europa (GAMIAN-Europa) y la Sección de Psiquiatría de la Unión Europea de Médicos Especialistas (UEMS-Psiquiatría).

Comentarios