sábado 28/5/22

Un 43 % de pacientes con cáncer ha dejado de ir al médico por temor al covid

Cuatro de cada diez pacientes con cáncer ha dejado de ir al médico durante la pandemia por temor a contagiarse de coronavirus, y el 21 % tiene miedo de volver a asistir a la consulta de oncología o de realizarse pruebas diagnósticas por este mismo motivo

oncologia

Es una de las principales conclusiones del estudio "Problemas y necesidades de los pacientes con cáncer frente a la COVID-19", elaborado por el Grupo Español de Pacientes con Cáncer (Gepac) a partir de 1.776 entrevistas realizadas a enfermos oncológicos a mediados del mes de julio.

La mitad de los encuestados opina que su enfermedad acarrea más posibilidades de infectarse, y la mayoría se considera a sí mismo pacientes de riesgo; en caso de iniciar síntomas, la mayor parte llamaría a su médico para saber cómo actuar.

No obstante, un 20 % manifiesta haber tenido muchas menos oportunidades que una persona que no fuera paciente oncológico para acceder a ciertos tratamientos o espacios en las ucis y siente que tendría menos probabilidad de ser atendido en cuidados intensivos si estas unidades llegaran a colapsarse.

De los participantes, al 64,48 % se les había suspendido previamente el tratamiento y a un 22,76 % se les había paralizado aunque no era inmunosupresor.

Pese a que durante la pandemia algunos dicen haber padecido, entre otras, anulación de citas (25,8 %) y cancelación de pruebas (14 %), la mayoría (69 %) estima que su relación médico-paciente se mantiene intacta.

Algo más de la mitad, un 56,6 %, ha seguido acudiendo al médico frente al 43,33 %, que ha dejado de hacerlo por temor a infectarse, si bien uno de cada cuatro asegura que, cuando pase la pandemia, volverá a ir con total normalidad.

En esta misma línea, un 60,71 % declara no tener miedo en volver a consulta o realizarse pruebas diagnósticas, mientras que un 21,67 % sí que tienen esa inquietud y un 17,62 % declara que el miedo ha aumentado con respecto a ocasiones anteriores.

La encuesta se ha centrado también en los aspectos emocionales de la crisis sanitaria, de forma que ocho de cada diez (81,92 %) considera necesaria la ayuda de un psicooncólogo; la principal preocupación de estos pacientes ha sido su salud y la de sus familiares, así como el control de la pandemia, la economía y las consecuencias del colapso de la sanidad.

Otra de las consecuencias es que la mayor parte señala que les cuesta conciliar el sueño y que presentan despertares frecuentes a lo largo de la noche.

También han tenido secuelas en el ámbito laboral: en un 27,40 % de los casos se ha producido un despido o declaración de ERTE o ERE y, pese a ser pacientes de riesgo, a un 58,79 % de los participantes no se les ha facilitado la baja laboral.

El coronavirus ha impactado además en las asociaciones de pacientes, ya que una de cada cinco no ha podido continuar con su actividad y seis de cada diez lo ha hecho con restricciones adoptando la forma de teletrabajo.

A pesar de ello, el 68,57 % de las organizaciones subraya que está preparada para modificar su forma de trabajo hacia otra de carácter telemático. 

Un 43 % de pacientes con cáncer ha dejado de ir al médico por temor al covid
Comentarios