miércoles 11.12.2019

Problemas de suministro de varias presentaciones de un fármaco para párkinson

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps), del Ministerio de Sanidad, informa en su página web de problemas de suministro de varias presentaciones de apomorfina, un fármaco que se utiliza para el párkinson

Problemas de suministro de varias presentaciones de un fármaco para párkinson

Se trata de Apo-Go PFS 5 mg/ml solución para perfusión en jeringa precargada, así como Dacepton 10 mg/ml solución inyectable y para perfusión EFG y 5 mg/ml solución para perfusión EFG.

En el primer caso, la Aemps informa de que está previsto que el suministro se reanude el 31 de julio, mientras que para el Dacepton no ofrece ninguna fecha concreta.

La Agencia señala que para estos fármacos con problemas de suministro existen otros medicamentos con el mismo principio activo.

La directora de la Federación Española de Párkinson (FEP), Alicia Campos, ha manifestado su preocupación, ya que no disponen de más información que la que aparece publicada en la web de la AEMPS.

"Nos preocupa también que el tiempo de restablecimiento de la situación se alargue", ha señalado Campos, quien ha explicado que la apomorfina es un medicamento muy importante para las personas con párkinson, por lo que "creemos necesario que se llegue a una solución rápido".

Las FEP ha registrado un aumento de las consultas sobre este asunto, por lo que se ha puesto en contacto con la Aemps para transmitirle su preocupación y solicitarle información sobre las causas y el tiempo que va a durar el desabastecimiento.

La federación ha informado también a la Sociedad Española de Neurología del incremento de consultas relacionadas con ese problema.

Se estima que en España hay 160.000 afectados de párkinson, aunque en la FEP no disponen aun de información de cuántos pacientes pueden estar afectados por la falta de suministro.

La apomorfina pertenece al grupo de medicamentos denominados agonistas dopaminérgicos. Se trata de una solución líquida transparente que se carga en una pequeña bomba programable y se administra mediante una aguja subcutánea en el abdomen.

El tratamiento con apomorfina ayuda a controlar los síntomas mediante la reducción del tiempo en estado “off” o periodos de bloqueo, según señala una guía informativa de la FEP. 

Comentarios