Sábado 16.02.2019
DISCRIMINACIÓN

La Campeona del Mundo de Superenduro se queda sin premio por ser mujer

La madrileña Sandra Gómez logró subir a lo más alto del podium tras tres años intentándolo. Cuando la joven piloto fue a cobrar la recompensa económica le dijeron que "el reglamento había cambiado y que no había premio para las chicas"

Sandra Gómez proclamándose Campeona del Mundo.
Sandra Gómez proclamándose Campeona del Mundo.

El pasado 12 de marzo, después de tres años intentándolo, la piloto madrileña Sandra Gómez hacía historia y se convertía en campeona del Mundo en el Superenduro de Praga. Una modalidad de motociclismo en el que se realizan recorridos por rutas establecidas por la organización en tiempos determinados. La alegría, sin embargo, pronto se transformó en frustración: La Federación Internacional de Motociclismo le negó el premio económico que acompaña al galardón por ser mujer.

El Mundial de Superenduro es la única prueba en la que subir al pódium tiene recompensa económica. Sandra Gómez llevaba tres años de lucha por lograr una medalla y al fin lo consiguió. El problema llegó cuando fue a cobrar el premio. “Fui a cobrar como siempre, después de la carrera, y me dijeron que si como favor lo podía cobrar en Madrid, donde iba a competir la próxima semana. Cuando fui a cobrar me dijeron que no tenía premio”, explica Sandra Gómez. Además, la joven piloto cuenta a Estrella Digital que había varios pilotos, hombres, cuando fue a cobrar el premio, que no daban crédito a lo que veían: “Ellos estaban alucinando, igual que yo. Son compañeros de equipo, rivales. Pago mi licencia y mi inscripción igual que un chico y entreno igual que ellos”.

“Me dijeron que el reglamento había cambiado y que no había premio para las chicas"

En cambio, los tres mejores del mundo en categoría masculina sí que recibieron su dinero en metálico. “Me dijeron que el reglamento había cambiado y que no había premio para las chicas. Pero siempre nos avisan antes de los cambios y esta vez no lo hicieron, y tengo constancia de que a Emma Bristow, la segunda del mundo, tampoco la avisaron”, manifiesta Sandra Gómez. “Me parece ridículo que vayas a una carrera en la que estás pagando una licencia de inscripción como cualquier otro piloto y que ellos cobren un premio y nosotras no”, denuncia la piloto.

sandra gomeeez

La Federación Motociclista Española (RFME) se puso en contacto con la Federación Internacional de Motociclismo (FIM). “Nos comentaron que meses antes de empezar el Mundial de Superenduro Femenino, cambiaron el reglamento y se quitó el pago a las mujeres. Es una decisión de la FIM”, explica Ana Valero, responsable de comunicación de la RFME. Por su parte, la FMI no ha querido hacer declaraciones al respecto.

“Me parece un atraso y me parece increíble la poca ayuda que dan a la mujeres existiendo comisiones. Se supone que hay órganos que nos ayudan y luego pasan estas cosas, me parece increíble”, manifiesta la joven madrileña, molesta por la falta de eficacia por parte de la Comisión de Mujer de FMI a la hora de defender los intereses de las pilotos. "Desde su creación, siempre ha habido premios hasta este año", insiste Sandra Gómez. “Nuestro premio siempre ha sido más pequeño que el de los hombres, pero había hasta que ha desparecido. No creo que el año que viene se celebre el Mundial para mujeres, no les importamos”, se queja.

“Soy piloto semi-profesional, y Campeona del Mundo y de América pero no soy profesional, no puedo vivir de esto”, explica la afectada. En cambio, su hermano es Campeón del Mundo en Enduro extremo: “Es un piloto de igual nivel, somos los dos profesionales pero él puede vivir de esto y yo no”.

La joven madrileña compagina su profesión en las motos con sus estudios de fisioterapia “para tener algo a la larga”. Entrena cinco días a la semana y considera que estudiar es su hobbie. “Aguantaré aquí lo que el dinero me permita, de momento intento acabar el año en cero”.

Mujeres y motos en España

La RFME asegura que “no tenemos ninguna distinción entre hombres y mujeres. Contamos con una comisión, la Comisión Femenina de Motociclismo, a través de la cual organizamos Campus multidisciplinares, clases con pilotos de renombre y les hacemos un seguimiento semanal de sus resultados”.

"La Federación Española ha conseguido que haya más mujeres en la competición y que nos traten mejor"

La propia piloto defiende el papel de la Federación Española: “Cuenta con una comisión femenina, estoy dentro de ella,  y ayuda mucho más que la Federación Internacional. Ha conseguido que haya más mujeres en la competición y que nos traten mejor”. Respecto a la FMI, señala que "no había casi inscritos este año y no trabajan porque los haya, no hay facilidades para correr. Digamos que no hay mucha relación entre piloto y federación".

Por último, Sandra Gómez considera que “era necesario que se conociese esta situación, porque si no hacemos nada todo va a seguir igual”. En cuanto a la mujer en el deporte, asegura que “todo es muy bonito pero a veces pasan estas cosas, no me gusta que existan comisiones y que luego pasen estas cosas”. 

Comentarios