QUEDAN MENOS DE DOS MESES

Celebra la Navidad a la moda

Las luces en las calles alertan de que la Navidad está a punto de hacer su entrada triunfal. Sobre todo en el bolsillo de los españoles

arbol navidad
arbol navidad
Celebra la Navidad a la moda

Las luces en las calles alertan de que la Navidad está a punto de hacer su entrada triunfal. Sobre todo en el bolsillo de los españoles. Si en 2016 cada español gastó de media durante las fiestas navideñas 682 años, para este ejercicio, los comerciantes esperan un aumento de presupuesto destinado.

La mayor partida presupuestaria corresponde a los alimentos y eventos de celebración, seguido por el volumen de regalos que durante estos días se realizan. En tercera posición si sitúa el gasto en ocio personal, en el que se incluyen las diversas fiestas que tienen lugar a lo largo de toda la Navidad y sobre todo en Nochevieja.

La moda de las grandes citas navideñas

Los gastos navideños incluyen no solo a los gastos directos de las grandes celebraciones y fechas. Los mayores gastos se producen desde el puente de la Constitución al día 5 de enero, día previo a los Reyes Magos, cita obligada con las compras de última hora en regalos y alimentación. Las fiestas del 6 de enero, si bien comienzan a popularizarse, aún no se consideran masivas.

El acicalado personal consume una parte importante del presupuesto destinado a todas las navidades.

Además de como regalos para terceros, las cremas para la cara y el cuerpo constituyen un importante foco de gasto durante las Navidades. Junto con San Valentín y el día de la Madre, Navidad supone el 60 por ciento de la facturación anual, siendo en estas fechas cuando se publican las últimas novedades en cremas. En 2017 la moda están en las cremas 10, por lo que si necesita mas información en crema10, puede consultar esta página de referencia en el sector.

El sector de la perfumería también vive un importante impulso a sus ventas anuales, similar al que registra el sector de la cosmética y la belleza. En el caso de la perfumería, el consumo primario se destina a regalos tradicionales de Navidad.

Desde el sector apuntan a que son los hombres quienes más invierten en sus productos con fines detallistas, aun cuando cada vez más mujeres optan por adquirir estos productos también para ellos. Los expertos insisten en que se trata de un regalo bastante seguro, de buen gusto y que puede ajustarse a un presupuesto definido. Estos productos cuestan de media 50 euros.

Por supuesto, no podemos obviar los detalles que vamos a llevar en las diversas fiestas de celebración. Una camisa no viste igual sin que con unos gemelos camisa y una corbata. Si eres de los que tienes problemas para arreglarte y hacer el nudo de corbata Windsor doble, atento a lo sencillo que lo explican desde la web www.corbatasygemelos.es. 

Dado que se espera que estas noches sean frías y secas, no podemos olvidar las pasminas y los foulares. Complementos imprescindibles que cada año pueblan el armario. En este 2017 competirán directamente con los cuellos vueltos. Especialmente para los hombres, el jersey de cuello alto será un top básico del invierno, y por extensión de las próximas fiestas. 

Los bolsos de fiesta son un engorro para estos días. La comodidad de dejarlo en el guardarropas no es suficiente atractivo para sacarlos en Navidad. Para suplirlos, vuelve la mochila hipster, las mochilas de moda durante décadas pasadas, encarnadas en la mochila Herschel Little America.

Nochevieja Low Cost o el arte de ahorrar

Sometidos a las dinámicas de consumo exacerbado que asolan las sociedades modernas, si hay algo que la crisis económica ha enseñado a muchas familias es que el valor real de la Navidad no siempre requiere de grandes inversiones pecuniarias.

YouTube se plaga estos días de vídeos de usuarios que publican sus trucos y consejos para vivir una Navidad más allá del consumismo. En el caso de los regalos, se pone en valor todo lo relacionado con el DIY, siglas del Do It Yourself o háztelo tú mismo.

Así, desde ejemplos sobre cómo decorar la casa en Navidad sin presupuesto a cómo hacer regalos personalizados que te ahorrarán un presupuesto, pasando por todos los contenidos para crear menús low cost de alto standing para las cenas de Navidad.

Cuando la economía prima, la imaginación se agudiza. Los jóvenes, aseguran desde el sector de la cosmética y la estética profesional, prefieren hoy acudir a YouTube para acicalarse antes que hacer esa inversión en un salón de belleza profesional. Antes de la crisis, relatan, era habitual recibir reservas de grupos de amigos que esperaban recibir sesiones de peluquería y maquillaje para Nochevieja.

Así, en los últimos meses puebla Internet la recomendación de bdbelleza.com, el mejor blog de belleza y maquillaje, para utilizar el agua micelar bioderma como uno de los productos con mejores resultados para hidratar, limpiar y purificar la piel, sobre todo cuando la sometemos de forma reiterada a sesiones de maquillaje y temperaturas extremas. Un tratamiento que puedes efectuar tranquilamente en casa y cuyo coste no es prohibitivo.

Cenas caseras Vs cenas en restaurantes

En cuanto a las celebraciones, conviven dos modelos claramente diferenciados tanto en finalidad como públicos activos. Así, por un lado están aquellos que optan por una cena y fiesta fuera del hogar, aprovechando las ofertas que en estos días ya están promoviendo los actores del sector de los eventos, ocio y restauración.

En estos casos, los gastos se sitúan en una horquilla con una amplitud desde los 300 euros a los 1500 euros cuando las cenas se ubican en restaurantes de renombre y una mesa media de 20 personas. En estos casos, lo más habitual es que el mismo enclave organice la fiesta post-cena, de tal forma que va incluido en el precio final de la cena.

Por el contrario, quienes sienten menos la necesidad de dilapidar un importante monto económico para celebrar estas fechas, optan por reuniones familiares, con fiestas privadas en casa de alguno de los miembros, de tal forma que todo transcurre en un único enclave.

Las fiestas de Navidad son para celebrar. Recuerda ser siempre tú mismo, y adecuar tus gastos a tu presupuesto. Aunque de vez en cuando un capricho suelto no sienta nada mal. ¿Con cuál te atreverás?