domingo 21.07.2019
Cada vez son más las personas que cuentan con drones

Todo lo que debes saber para volar de forma legal y segura, tu drone recreativo

Aunque para el sector profesional es necesario un título y placa identificativa, para el recreativo lo único que se requiere son unos conocimientos mínimos para no poner en peligro al resto de ciudadanos

Todo lo que debes saber para volar de forma legal y segura, tu drone recreativo

Desde que los drones con cámara empezaron a utilizarse con fines laborales hace ya algunos años, la Ley española ha instaurado distintas normativas que regulan el uso de estas aeronaves de uso civil pilotadas mediante un control remoto. Según el Real Decreto 1036/2017, está legalizado su uso para el sector laboral y recreativo.

La anterior Ley sobre esta materia databa del año 2014, sin embargo, únicamente estaba legalizado el sector profesional, dejando el ocio a un lado. Mediante el nuevo decreto se intenta establecer una mayor seguridad mediante la prohibición de algunas zonas.

Aunque cada vez son más las personas que cuentan con drones baratos, si se quiere realizar una operación profesional, es necesario que se tenga en posesión el título de piloto de drones, así como contener una placa identificativa.

Normas para utilizar drones correctamente en 2019

Es necesario dejar constancia de que, aunque para el sector profesional es necesario un título y placa identificativa, para el recreativo lo único que se requiere son unos conocimientos mínimos para no poner en peligro al resto de ciudadanos.

En el caso de que los drones tengan menos de 250 gr de peso, es posible volar tanto en ciudades como sobre personas y edificios, siempre y cuando la altura máxima no exceda de 20 metros, lo que equivale a un edificio de cuatro plantas. En el caso de que se quiera hacer durante horario nocturno, está permitido mientras se mantenga la altura máxima mencionada anteriormente.

Un ejemplo de ello pueden ser modelos como el JJRC H8D (100 gr), o el Hubsan X4 H502S FPV (155 gr). Ambos modelos podrían pilotarse en zonas urbanas teniendo en cuenta la altura máxima que dicta la Ley.

En el caso de los drones que tengan un peso superior a los 250 gr (hasta 2 kg), no es posible hacerlos volar sobre ningún tipo de edificio ni sobre aglomeraciones de personas, a fin de evitar accidentes y/o lesiones en caso de que exista algún tipo de fallo con el control o se acabe la batería.

El dron DJI Mavic Pro, con sus 735 gr, cumple con estas características, por lo que hay que informarse bien sobre todo lo que influye en el pilotaje de drones, si no se quieren sufrir penalizaciones o sanciones económicas.

En el caso de que estés pensando en adquirir drones para gopro, es necesario saber que hay que sumar el peso de la cámara al del propio dron. Actualmente es muy común que estos dispositivos lleven incorporadas todo tipo de cámaras con el objetivo de sacar las mejores tomas para tus fotos o vídeos, accediendo a unas cámaras más grandes y aumentando el peso del dron.

Normas que afectan a todos los drones

Independientemente del modelo que tengas a tu disposición, es imprescindible tener en cuenta las siguientes normas:

  • El drone siempre debe de estar al alcance visual del usuario.
  • La distancia para volar debe de ser superior a los 8 km de aeropuertos o aeródromos.
  • Nunca deben sobrepasarse los 120 metros de altura.
  • Si se producen daños, es el piloto quien debe hacerse responsable, por lo que se recomienda volar con precaución y respetando las normas.

 

Comentarios