sábado 16/1/21
COMPAÑEROS, VECINOS Y SOSPECHOSOS

El triángulo de la corrupción cerca el barrio Salamanca

Las viviendas de Rato, Bárcenas y Matas dibujan un triángulo que sitia el prestigioso colegio de El Pilar donde estudiaron, entre otros, Aznar o Solana. El barrio se divide entre el brillo del lujo con vecinos como Marichalar, los March o los Fierro y el fango que ha vertido el PP

Policía, prensa y curiosos se agolpan ante el despacho de Rodrigo Rato. | EstrellaDigital.es
Policía, prensa y curiosos se agolpan ante el despacho de Rodrigo Rato. | EstrellaDigital.es

Policías, cámaras de televisión, vecinos y curiosos se agolpan en el número 50 de la calle Castelló de Madrid. Allí está el despacho de Rodrigo Rato. No falta un camión de la mudanza que se ha visto sorprendido por la avalancha de gente. La tranquilidad y, sobre todo la exclusividad, del barrio Salamanca de Madrid se ha visto interrumpida por la descortesía de los paraísos fiscales. A tan sólo cinco minutos del despacho del exdirector de Bankia, a la misma altura, pero en la calle paralela, está la casa de Luis Bárcenas.

Despacho de Rodrigo Rato (i) y vivienda (d). | EstrellaDigital.es

Hace apenas dos años los vecinos del extesorero del PP mostraban su hartazgo por la pérdida de intimidad que les suponía tener a la prensa en la puerta del exclusivo edificio de Príncipe de Vergara. El barrio que se suponía el más elegante, está asediado por la descortesía. La calle Don Ramón de la Cruz, la única que tiene un “don” delante, tiene a otros dos vecinos que un día se creyeron “dones”. Don Rodrigo Rato y Don Jaume Matas.

Rato, investigado por presuntos delitos de alzamiento de bienes y blanqueamiento de capital, tiene la vivienda en el 33 de la calle. Comparte estancia con educadas vecinas que se apartan amablemente para dejar fotografiar el portal de la vivienda. “¿Ya podemos?”, preguntan. Y a continuación entran en el bloque. El barrio Salamanca es diferente. Sus anchos bulevares dejan que cuaje el sol en cada rincón convirtiendo el distrito en uno de los más luminosos de la capital. Aleja a los turistas de chancla y calcetín y acoge a los de Visa Oro. Los bares no reparten flyer con el menú del día, pero sin embargo llega a las manos un folleto para impartir clases de tenis.  A 900 metros del hogar de Rato está la vivienda que la investigación del ‘caso Palma Arena’ le atribuye al expresidente balear, Jaume Matas. El piso de 186 metros cuadrados está fabricado con materiales de lujo como granito pulido o mármol travertino. Completa la osadía la tecnología domótica más puntera.

Vivienda atribuida a Jaume Matas. | EstrellaDigital.es

También comparten calle Luis Bárcenas y Federico Trillo. El embajador de España en Londres también vive a 900 metros del extesorero. Federico Trillo, libre de cualquier caso de corrupción e investigación, pero autor de la estrategia del PP en el caso Gürtel ,compró en los últimos años un piso de 400 metros cuadrados en la calle Príncipe de Vergara. La vivienda tiene 10 habitaciones y 4 baños, además de dos plazas de garaje. Además Trillo tiene otro piso en la acera de enfrente con 230 metros cuadrados, en este segundo bloque tiene su despacho.

Vivienda de Luis Bárcenas (i) y de Federico Trillo (d). | EstrellaDigital.es

Las viviendas de estos cuatro altos cargos del PP cercan el prestigioso colegio de El Pilar. Por sus aulas han pasado José María Aznar, Alfredo Pérez Rubalcaba y su íntimo amigo Jaime Lissavetzky, el fundador de El País Juan Luis Cebrián, el periodista Luis María Ansón, el presidente de Telefónica Juan Villalonga, los hermanos Solana o los hijos de Juan Abelló. La mejor educación para lo que se convertiría en lo más “selecto” del país.  

Pero el barrio aún está lleno de gente elegante. A dos minutos de la casa de Rodrigo Rato está la que fue la vivienda familiar de la infanta Elena. Tras su separación, Jaime de Marichalar se quedó viviendo allí. Con una bandera de España en el balcón, el piso de 400 metros cuadrados se divide en tres plantas. En la primera se encuentra la cocina, el salón y una biblioteca, según una información de elmundo.es. Los dormitorios de sus hijos están en la segunda planta junto a un tercero para invitados y en la última planta está el dormitorio principal y una pequeña piscina privada.

Ático de Jaime de Marichalar. | EstrellaDigital.es

Frente a la vivienda de Jaime de Marichalar está el palacio de la familia March. El solar, volviendo la esquina hacia Castelló, pega con la Fundación que lleva su nombre: Juan March. La zona se completa con el palacete que hay en la acera de enfrente de la fundación. La finca pertenece a otra gran familia, la Fierro. Alfonso Fierro, creador de Banco Ibérico que en 1977 absorbió el Banco Central, fue el empresario más importante durante la dictadura franquista, además de una de las primeras fortunas del país. Eso le permitió tener uno de los más exclusivos palacios del barrio Salamanca. Ahora la universidad de Deusto aprovecha el solar.

Palacio de la familia March (i) y palacio de la familia Fierro (d).

La estatua del Marqués de Salamanca se erige insólita en la plaza donde confluyen las calles José Ortega y Gasset con Príncipe de Vergara. Con la mano en el bolsillo, como si hubieran adivinado lo que iba a ocurrir, mira escéptico el barrio que lleva su nombre: mitad resplandeciente, mitad embarrado por la corrupción.

Comentarios