domingo 24/1/21

Los analistas recomiendan no guardar todavía los paraguas aunque auguran que la tormenta bursátil remitirá a finales de año

Los inversores lidian con un entorno económico que poco invita a sacar los ahorros más allá de debajo del colchón no sólo por las tormentas que amenazan las economías mundiales, sino sobre todo por la neblina que lo cubre todo e imposibilita la conducción más allá del presente. La información que reciben los mercados es insuficiente y en algunos casos contradictoria ya que en ocasiones las cifras apuntan al optimismo y se atisba el camino, mientras que en en otras las nubes se hacen cada vez más grises y anuncian turbulencias. En este entorno es difícil dibujar con exactitud el camino que han de seguir las decisiones de los inversores sin chocar con obstáculos que hagan perder los ahorros. No obstante, los analistas coinciden en señalar que la luz comenzará a verse probablemente el año que viene, momento en el que las economías comenzarán su recuperación "lenta", aunque admiten que a España le costará más. De la mano de estas noticias positivas, también señalan que vendrá la recuperación de las bolsas, que consolidarán los rebotes a finales del presente ejercicio y apuntan que el Ibex podría incluso finalizar el 2009 con saldo positivo.

En lo que a la economía española se refiere, los expertos coinciden en apuntar España sufre la crisis con mayor gravedad por los problemas internos al tiempo que auguran una salida más tardía.

En este sentido, el director comercial de Agenbolsa, Ramón Castells, afirma que la economía española sufrirá la crisis de manera "más importante" que el resto de países de la UE debido a los problemas "en el sector de la construcción e inmobiliario" mientras la anliasta de IWbank, Maria Aranzazu Sanz, considera la situación económica de "turbulenta".

En esta misma línea se manifiesta, María Fernández, analista de Inversis Banco, al señalar que España crecerá menos que los países de la zona euro debido a los problemas propios como el inmobiliario o el desempleo. Por ello, Fernández advierte de que "no debemos esperar que otros nos saquen de la crisis" al tiempo que aseguro que son necesarias "reformas estructurales, que entiende que puede que no sean populares, "pero hay que llevarlas a cabo".

Por su parte, el gestor de fondos de Renta 4, Alejandro Varela tampoco es optimista respecto a la situación actual de la economía española y asegura que "queda una larga y complicada travesía hacia la recuperación". Según Varela, la coyuntura de la economía española es complicada debido "a su dependencia de la financiación exterior, el ajuste que todavía queda del sector inmobiliario y el sector financiero" donde señala "están saltando un poco las alarmas".

En este sentido, el gestor de fondos de Renta 4 explica que en lo que al sector inmobiliari se refiere España "lleva dos años de retraso" ya que, según indica, en EEUU dicho sector comienza a dar señales de cierta "estabilidad" mientras que en España "todavía estamos en la base de la corrección". Así, Varela prevé un crecimiento del PIB por debajo del 3% en el 2009 y señala que "la recuperación llegará a mediados o incluso a finales del 2010.

Sin embargo, y pese a la lenta recuperación, el gestor de Renta 4 explica que "esto no quiere decir que la bolsa lo va a hacer mal, no tiene por qué". Precisamente en lo que a la evolucion de la renta variable se refiere, los analistas son más optimistas y ven el rebote para finales de este año. En todo caso, todos coinciden en señalar que el 2010 al menos será mejor que el presente ejercicio.

Rebotes para finales de año

Desde Agenbolsa, Castells explica que cuando lleguen noticias positivas respecto a la economía mundial "se reflejará en las bolsas" por lo que espera que a finales de año los mercados "se recuperen un poco". "El Ibex se posicionará cerca de máximos anuales a finales del 2009 para recuperarse un poco en el 2010" explica Castells que augura una recuperación "lenta" debido a la profundidad de la crisis.

En este sentido, la analista de IWbank apunta que "antes o después el ciclo bajista llegará a su fin" y prevé el rebote para finales del 2009. En todo caso, Sanz señala que una buena opción para los momentos de caídas bursátiles el trading es una buena opción porque "cuando baja la bolsa es cuando ganas".

Inversis banco, por su parte, señala que se perciben algunas señales, aunque "tempranas" de que los indicadores de riesgo se han relajado. Sin embargo, Fernández advierte de que "la conducción es con las luces cortas porque no hay visibilidad económica" por lo que recomienda "ser cautelsos".

Varela, al igual que Fernández, apunta a que las compañías españolas tienen una fuerte prsencia en el exterior y el mercado comienza a dar "algún signo de estabilización" como el actual rebote, que considera "bastante intenso" auncque descarta que esto vaya a marcar "definitivamente el inicio de la recuperación". Sin embargo, cree que "es un buen síntoma de que a determinados nieveles entra dinero". Además, añade que "el castgo que lleva la renta variable decuenta un escenario muy negativo que probablemente no vaya a serlo tanto".

En todo caso, augura una recuperación gradual que será "más acusada" a finales del 2009 porque "las medidas estarán más implementadas en el segundo semestre", incluso el gestor de fondos de Renta 4 va más allá y ve posibilidades de que "la bolsa finalice el año en terreno positivo".

Energéticas, valores refugio

En este entorno turbulento, los ahorradores buscan en el mercado algún refugio donde cobijarse de la tormenta, porque pese a las caídas de la bolsa existen oportunidades. Los expertos apuntan, en este sentido, sobre todo a las energéticas.

En esta línea, desde Inversis María Fernández destaca los valores relacionados con el petróleo porque según explica, "el crudo en niveles en torno a los 44-48 dólares todavía ofrece potencial de subida".

Añade, además, que se trata de compañías que desde el punto de vista financiera se encuentran "muy sólidas" al tiempo que "ya han pasado buena parte de las restructuraciones o no la necesitan". En este sector señala empresas como Total, Exxon o Técnicas Reunidas.

El gesto de fondos de Renta4, por su parte, afirma que los caballos ganadores serán aquellas compañías muy cíclicas y con una fuerte vinculación a la realidad económica. Asi, señala las compañías de materias primas para el ahorrador que no quiera adquirir demasiados riesgos. Además, también destaca los valores de infraestructuras que "están relativamente baratasas".

En un tono más general, Castells se decanta por aquellos valores que aporten dividendo porque "se llevan mucho mejor las caídas" ya que según explica "de alguna forma este dinero es una rentabilidad".

En el lado opuesto, debajo de la tormenta bursátil sitúan a las constructoras e inmobiliarias. Varela, en este sentido, a aquellas compañías con pocas posibilidades de recuperarse en el corto plazo entre los que señala el sector de los medios de comunicación, el de los hoteles y el sector inmobiliarios.

Fernández, por su parte, señala, como farolillos rojos, a los títulos industriales, a los que los resultados y el sector exterior pasará factura.

En cuanto al sector bancario, los analistas coinciden en que todavía hay que mantenerse un poco lejos de los bancos, aunque aseguran que la recuperación vendrá con ellos. "Condición para que haya subidas es que el sector financiero esté estabilizado y por tanto, va a ser la locomotora".