viernes 10.04.2020

Bruselas: cerrado por yihadismo

El metro, las escuelas y las universidades permanecen cerrados este lunes por la amenaza yihadista. El ministerio del Interior advierte de que el nivel cuatro de alerta se prolongará "durante las próximas horas o días". La Fiscalía desmiente que Salah Abdeslam, el yihadista que está en busca y captura desde la masacre de París, escapara en un BMW de un control realizado en Lieja. Ya son 21 los detenidos en la macrooperación antiterrorista que se desarrolla por todo el país tras el arresto de cinco nuevos arrestos

Bruselas es una ciudad blindada desde el sábado. | Reuters
Bruselas es una ciudad blindada desde el sábado. | Reuters

Bruselas ha amanecido paralizada por tercer día consecutivo, debido a la alerta máxima por riesgo de atentado, después de que este domingo el Gobierno belga decidiera prorrogar las estrictas medidas de seguridad al menos un día más. La capital europea vuelve a presentar este lunes un aspecto fantasmagórico debido a la psicosis terrorista. Las principales calles están vacías, los cafés y los restaurantes más céntricos permanecen cerrados, y los vehículos blindados del Ejército ubicados en varios puntos de la ciudad vuelven a plasmar la imagen de una ciudad blindada ante el terror. Las escuelas y las universidades también se mantendrán cerradas en la capital, en una decisión inédita en el país, y todas las líneas de metro y de tranvía subterráneo también continuarán clausuradas tras un fin de semana en el que la capital europea ha claudicado ante la amenaza yihadista. 

El ministro de Interior belga, Jan Jambon, ha advertido de que el fuerte operativo policial se mantendrá "durante las próximas horas o días", y que el nivel máximo de alerta terrorista se mantendrá en Bruselas "mientras sea necesario". Las fuerzas de seguridad han detenido por el momento a 21 personas en varias operaciones antiterroristas simultáneas desarrolladas en la capital comunitaria y otras ciudades de Bélgica, entre ellas Lieja y Charleroi, durante el domingo por la noche y la mañana de este lunes. Sin embargo, la decepción entre las fuerzas del orden ha sido bastante significativa, ya que las intervenciones policiales no lograron su principal objetivo: la detención de Salah Abdeslam, el yihadista que está en busca y captura por su participación en los atentados de París.

El miedo y la inquietud se apoderaron este domingo del centro de Bruselas, después de que las fuerzas de seguridad acordonaran un área comprendido entre la Grand Place y el popular Manneken-Pis. Durante la operación la policía pidió a los vecinos de la zona que no salieran a la calle ni se asomaran a las ventanas. Otro dos fuertes dispositivos policiales se desarrollaron en los barrios de Schaerbeek y Molenbeek, cerca de la estación de metro Etangs Noirs, donde uno de los detenidos resultó herido tras embestir con su vehículo un coche de la policía. Más allá del número de detenidos y de la confirmación de que no lograron capturar a Abdeslam, la Fiscalía federal belga ha desmentido los rumores que apuntaban a que el terrorista escapó la pasada noche en un BMW de un control realizado en la provincia de Lieja.

El refuerzo de la seguridad en Bruselas ha obligado al cierre de guarderías, colegios, escuelas superiores y universidades, además de otros centros propicios a las aglomeraciones, como centros deportivos, bibliotecas y ejes comerciales. Otros lugares públicos que llevan cerrados desde el sábado son el emblemático Atomium, el cine Kinépolis y todos los comercios de la popular Rue Neuve, la principal arteria comercial y peatonal del centro. Precisamente, entre los potenciales objetivos, el Gobierno ha citado centros y calles comerciales. Las principales cadenas de supermercados de la capital han informado de que sus tiendas abrirán este lunes, mientras que grandes centros como Decathlon o Ikea han optado por el cierre de sus establecimientos. La alarma terrorista también llevó al Gobierno belga a suspender todos los partidos de fútbol que debían disputarse este sábado en la región de Bruselas, entre ellos el Lokeren-Anderlecht y el WS Brussels-Coxyde.​

Tranquilidad en las instituciones europeas

La Comisión Europea, el Consejo y otras instituciones europeas con sede en Bruselas han reforzado sus medidas de seguridad, pero mantendrán su actividad, si bien se han cancelado reuniones ordinarias que no se consideran esenciales. Sí se celebran este lunes las reuniones de ministros de Educación de la UE y del Eurogrupo previstas en la agenda. Por su parte, la OTAN, cuyo cuartel general se encuentra también en la capital belga, ha pedido a su personal que trabaje preferentemente desde casa y ha cancelado las visitas individuales o en grupo previstas para este lunes a su sede. 

Fiscalía belga

El estado de alerta máxima se decretó poco después de que la policía hallara el pasado viernes un importante arsenal de productos químicos y explosivos durante una operación realizada en Molenbeek, el barrio que mantiene en jaque a toda Europa tras los atentados de París. En dicho barrio, situado al oeste de la ciudad y considerado foco del extremismo, nacieron y crecieron al menos dos de los terroristas que participaron en la masacre perpetrada en París.

loading...
Comentarios