domingo 05.07.2020

Ventajas del e-commerce en el sector agrícola

Internet ha supuesto un cambio en las formas de trabajo y producción a nivel global. Una de las industrias afectadas positivamente por esos cambios ha sido la agrícola, aunque su producción depende en gran parte de trabajos físicos
Ventajas del e-commerce en el sector agrícola

El comercio electrónico cambió la manera en que se compran y venden productos y servicios. Amplió la disponibilidad, las marcas, los modelos y la competitividad, a la par que ha disminuido las barreras geográficas, y los costes de adquisición y producción.

La agricultura, como industria de cultivo y cría, no ha sido ajena a los beneficios del comercio electrónico o e-commerce, siendo quizás una de las industrias que más se ha beneficiado de la irrupción de las tiendas online, de los marketplaces y de los proveedores especializados en internet.

Dinamización de la producción

Agrodesguaces es un proveedor online de piezas de recambio para tractores y maquinaria agrícola, con servicios que van desde el asesoramiento y la venta, hasta el mantenimiento, instalación y compra de maquinaria agrícola que los clientes quieran llevar a un desguace.

Agrodesguaces es un buen ejemplo sobre cómo la irrupción del e-commerce ha supuesto una dinamización en la producción agrícola.

Anteriormente, cuando un productor agrícola necesitaba recambios, mantenimiento o renovación de piezas o de una maquinaria agrícola completa, debía paralizar su producción, por falta de esa maquinaria, hasta encontrar la pieza de recambio o el reemplazo de la maquinaria completa. Un proceso que se debía llevar a cabo de forma presencial, con viajes, investigación y muchos costes asociados.

Hoy, sólo hace falta visitar el sitio web de Agrodesguaces, localizar la pieza, y en menos tiempo del que se imagina, tendrá su recambio listo para instalar. El ahorro de tiempo y dinero asociado a este método ha permitido dinamizar la producción en gran medida.

Facilidad para encontrar lo que el productor agrícola necesita

Encontrar una pieza de maquinaria agrícola ha sido históricamente una labor difícil. Requiere de paciencia y de conocimientos, ya que se trata de máquinas, marcas, modelos y piezas específicas que no son tan comunes, y donde no muchos proveedores tenían especialización.

Indiferentemente de si se trata de encontrar cabinas para tractores agrícolas o un tractor usado completo de la marca John Deere, por ejemplo, actualmente sólo es necesario buscar las páginas en internet de proveedores especializados, como la ya indicada, y en menos de 30 minutos habrá encontrado lo que necesita, e incluso más.

Ahorro de costes

El sector agrícola completo, y no específicamente el de la maquinaria agrícola, ganó visibilidad cuando muchos proveedores y tiendas especializadas dieron el salto a internet.

Esta visibilidad permitió que clientes, compradores, proveedores y marcas ganaran enteros en la dinamización del mercado. Anteriormente el mercado de la compraventa estaba basado en la negociación, en el precio que el vendedor determinara y en el coste que el comprador pudiera pagar.

Gracias a las tiendas especializadas online, hoy encontrarás una alta competitividad que ayuda en favor del consumidor final, permitiéndole ahorrar costes, ya que los precios concuerdan con la realidad del mercado.

La posibilidad de elegir

Adicional al ahorro de costes, se ha producido uno de los fenómenos más interesantes de los últimos tiempos, que los productores agrícolas, sean particulares o empresas, tengan la capacidad de elegir.

Ahora es posible elegir entre marcas, modelos y necesidades, de acuerdo no sólo a su presupuesto, sino a la magnitud del trabajo que llevarán a cabo, al sector en el que estén especializados y hasta a las características específicas del terreno, el clima y demás variables.

Esto lo ha permitido el comercio electrónico, puesto que en tiempos pasados, las marcas eran pocas, la variedad era limitada y estaba condicionada a la cercanía geográfica, con precios incluso más altos, castigando al presupuesto de los pequeños productores agrícolas, que hoy tienen la posibilidad de invertir en maquinaria, con mayor conocimiento y respaldo técnico.

El e-commerce cambió drásticamente las reglas del juego. Algo que no sólo apunta al comercio minorista, sino también a industrias tan importantes y transversales para el desarrollo de las sociedades, como la agrícola, donde hoy es posible comprar desde fertilizantes hasta piezas o tractores de segunda mano al mejor precio.

Comentarios