sábado 28.03.2020
DíA DE LA MUJER

Las motos también son cosa de chicas

Laia Sanz, Ana Carrasco, María Herrera o Carmen Jordá son algunas de las valientes que se embarcan en la aventura por seguir su pasión

Carmen Jordá, Ana Carrasco y Laia Sanz
Carmen Jordá, Ana Carrasco y Laia Sanz

El mundo del motor vive un momento dulce en España. Tres campeones en el Mundial de motociclismo, dos campeones del Dakar, un representante en Fórmula 1 y decenas de pilotos en categorías inferiores. Sin embargo, en este mundo tradicionalmente de hombres, también hay mujeres. Laia Sanz, Ana Carrasco, Carmen Jordá o María Herrera son algunos nombres de chicas que desde bien pequeñas tenían claro lo que les gustaba y han entregado su vida al mundo de las dos o cuatro ruedas y la velocidad.

Después del Dakar, Laia Sanz fue uno de los nombres propios que más ha destacó. Trece veces ganadora del Campeonato del Mundo de Trial  y dos del Campeonato del mundo de Enduro, su gran sueño de infancia se cumplió en 2011 cuando participó por primera vez en el rally más duro del mundo por excelencia y además ganó el trofeo femenino.

Laia Sanz ha cumplido con creces su objetivo al acabar decimosexta en el Dakar

Aunque este año su meta era estar entre los veinticinco o treinta primeros ha quedado en decimosexta posición cumpliendo con creces su objetivo. Respecto a las diferencias entre hombres y muejeres, Laia reconocía a ESTRELLA DIGITAL que "está claro que una mujer puede llegar a ser muy competitiva, e incluso en coche puede ser hasta más pero en moto el físico tiene más que decir y, nos guste o no, hay diferencias".

Sobre las dos ruedas también está Ana Carrasco que debutó la temporada pasada en el Mundial de Motociclismo en la categoría de Moto3. Ana se convirtió en la mujer más joven en competir en una prueba del Campeonato del Mundo con 16 años. Además también tiene el honor de ser la primera piloto española en conseguir un punto dentro del mundial. Este año continuará su aventura en la competición aunque la murciana no lo ha tenido nada fácil con los patrocinadores, un elemento muy importante en el mundo del motor. Pero Ana no es un fenómeno aislado. María Herrera le sigue de cerca, la joven toledana compite en el Campeonato de España de Velocidad (CEV) y ha corrido alguna prueba del Mundial a su paso por España.

Jóvenes al volante

En las cuatro ruedas destaca la presencia de Carmen Jordá, hija del ex piloto José Miguel Jordá, su afición por el mundo del motor le viene de familia. Ha competido en Fórmula 3, Le Mans Series, Indy Lights y desde 2012 corre en GP3.

Si hablamos de monoplazas no podemos olvidar a María de Villota. Una superwoman que luchó con todas su fuerzas por conseguir su sueño: ser piloto de Fórmula 1.

María de Villota luchó con todas sus fuerzas por conseguir sus sueño: pilotar un F1

Fuera de nuestras fronteras también hay muchas mujeres que triunfan y luchan cada día por subirse a un coche. La escocesa Susie Wolff es piloto de pruebas de Williams. Corrió en el DTM hasta 2012 y este año han confirmado su participación en dos sesiones libres con el equipo británico. También en Fórmula 1, el equipo Sauber anunció hace unas semanas el fichaje de Simona de Silvestro. La suiza ha participado en la IndyCar de Estados Unidos, donde el año pasado hizo historia al convertirse en la primera mujer en subir al podio.

La holandesa Beitske Visser pertenece al programa de jóvenes pilotos de Red Bull, y  por supuesto, Danica Patrick en la NASCAR. Una modelo reconvertida en piloto que sorprendió por lograr la pole position en las 500 millas de Daytona. Dicen de ella que “maneja muy bien, es muy inteligente en el volante, es aguerrida y no se deja intimidar”.

No solo al volante, también detrás del muro se pueden ver mujeres. Es el caso de Monisha Kaltenborn en Sauber, que se ha convertido en la primera mujer en dirigir una escudería de F1. Y Claire Williams que es adjunta a la dirección del equipo que creó su padre, Frank Williams.

loading...
Comentarios