domingo 27/9/20
Test Montmeló

McLaren-Honda sigue ‘KO’ y Red Bull no se quita la careta

Los tiempos de Alonso han vuelto a ser discretos, mientras que la escudería austriaca sigue sin dar pistas. El español y Wolff, líder de Mercedes, creen que el equipo de Newey esconde algo

El nuevo Red Bull en Montmeló.
El nuevo Red Bull en Montmeló.

Fernando Alonso se ha topado con la barrera del 1:23 este miércoles al mando de su McLaren-Honda, obligado a no forzar en exceso la unidad de potencia para evitar problemas de fiabilidad. El español ha realizado tandas de dos y cinco vueltas con diferentes compuestos, con escaso brillo. Tampoco convence por el momento Red Bull, aunque tanto el asturiano como Wolff, líder de Mercedes, están convencidos de que la escudería austriaca se guarda algo de cara a Melbourne. 

McLaren-Honda no despeja las dudas

La pretemporada mira hacia su recta final, y en McLaren-Honda persisten los problemas experimentados desde el estreno del MLC32. Con el objetivo de preservar la fiabilidad de la unidad de potencia, este miércoles se ha podido ver a un Alonso a medio gas, con un ritmo lento que le ha dejado en la cola de resultados. Eso sí, ha podido realizar numerosas tandas de dos vueltas con superblandos, y de cinco vueltas con el compuesto blando.

Sus malos registros han dejado de ser noticia, ya que desde el inicio de los test en Montmeló la escudería británica no ha bajado del 1:22. Este miércoles han sido aún más lentos y se han quedado en la barrera del 1:23, mientras Mercedes y Williams pulverizaban el crono con un 1:19 que se empieza a asemejar a los tiempos que se verán cuando arranque la competición de forma oficial.

Las últimas declaraciones de Boullier, que señaló a que se vislumbraría un monoplaza completamente diferente en Melbourne, apuntan a que ni el piloto español ni Vandoorne lograran un tiempo que avive la esperanza sobre el asfalto del circuito de Barcelona. La incertidumbre se mantendrá hasta la primera cita del Mundial, donde parece toda una utopía que se produzca una repentina revolución en el coche. Por el momento, McLaren-Honda parece haber dado un paso atrás respecto a 2016, que podría dejarle incluso fuera de los puntos.

Red Bull se guarda algo

Su rodaje respecto al resto de escuderías es escaso, con dificultades para superar los cincuenta giros, mientras Mercedes o Ferrari han superado con facilidad los cien en algunas jornadas. La que este miércoles no puede presumir de haber sacado excesivas conclusiones sobre la pista es Red Bull, sin duda la gran incógnita de la parrilla. El equipo austriaco sigue alejado de los cronos de sus principales rivales, incluso de Williams, después de que Massa haya volado esta misma mañana.

No se puede ocultar el paso al frente de Ferrari, pero aún así son muchos los que no se creen el rendimiento de Ricciardo y Verstappen. El propio Alonso, en una retransmisión en directo en su Instagram indicó que en caso de apostar por alguien, lo haría por Red Bull. El último en mostrarse desconfiado ha sido el todopoderoso Wolff. “No tengo dudas de que el coche de Adrian será un rival duro en pista. Creo que aún no hemos visto el coche de Red Bull para 2017 todavía", ha expresado el líder de Mercedes.

Comentarios