sábado 11.07.2020

Descubre de las ventajas del renting de coches para particulares

Los servicios de alquiler de coches son una opción cada vez más popular en nuestro país a la hora de disponer de un vehículo y cada vez son más las personas que se deciden por esta modalidad. Se conoce como renting de coches y puede suponer una gran cantidad de beneficios muy interesantes para el usuario, como pueden ser la sencillez de la transacción, la comodidad de mantenimiento o no tener que hacer un desembolso inicial importante para poder tener a mano un vehículo que utilizar en nuestro día a día
Descubre de las ventajas del renting de coches para particulares

Debido a que un coche es una herramienta imprescindible para poder desplazarse con normalidad y acudir al trabajo, hacer las compras o disfrutar del ocio, es importante que pensemos bien acerca de cuál es el método de adquisición de un vehículo que mejor se adapta a nuestras necesidades. Aunque hace unos años, la única opción que había era la clásica compra del coche, con el gran desembolso inicial de dinero que esto conlleva, actualmente existen otras alternativas que se está haciendo cada vez más populares en nuestro país.

Se trata del renting de coches, basado principalmente en el establecimiento de un contrato de alquiler entre la empresa y el usuario para que éste pueda disfrutar del vehículo durante un periodo de tiempo y unas condiciones establecidas previamente. Vamos a conocer un poco más acerca de este servicio de alquiler de vehículos, además de todas las ventajas con las que cuenta y que han hecho del renting una alternativa competitiva muy fuerte respecto a la compra tradicional en nuestro país.

Las ventajas del renting de coches

Aunque el renting de coches era un servicio que utilizaban principalmente las empresas y los autónomos para poder disponer de vehículos para su trabajo, sin tener que hacer un gran desembolso inicial, lo cierto es que poco a poco se fue abriendo a otros sectores y ahora el renting a particulares es uno de los tipos más demandados. Esto es debido a que se trata de una transacción que conlleva una gran cantidad de beneficios para el usuario, como puede ser no tener que hacer un gran desembolso inicial por el vehículo y tan solo tener que pagar a una mensualidad por el alquiler, establecida previamente en el contrato.

De esta forma, el usuario puede disponer desde el primer momento del coche que haya elegido una vez que haya firmado el contrato, desembolsando sólo el dinero mensual que se haya establecido con la empresa. Además al no ser el propietario del vehículo, no tiene que hacerse cargo del seguro ni de realizar todos estos papeleos. Por lo que solo tendrá que preocuparse de la cuota y de la gasolina que gaste, que eso sí, saldrá de su bolsillo. Estas características hacen del renting de coches una alternativa realmente cómoda para muchas personas y también asequible, muchísimo más sencilla de gestionar y sin todo el papeleo que conlleva comprar un coche.

Cómo contratar un renting de coches

A la hora de animarse a realizar uno de estos alquileres de vehículos, existen algunos factores que es importante tener en cuenta. Uno de ellos es la duración del contrato de alquiler y el tiempo que tenemos que hacer uso del vehículo. En general, se trata de un aspecto muy flexible y puede oscilar entre el año o los cinco años, según la situación del cliente y el uso concreto que vaya a darle. Si prefiere cambiar de modelo de coche con frecuencia, lo mejor será que elija un contrato corto de duración, pero si por el contrario quiere tener una estabilidad con su vehículo, un periodo de tiempo más largo será la mejor opción.

Otro factor muy importantes es leer bien el contrato para saber en caso de accidente o desperfecto del coche, quién tendría que hacerse cargo de las reparaciones. Lo normal es que dependa de las circunstancias, pero es una información importante que conviene tener bajo control.

Comentarios