martes 10.12.2019

Colombia: Conmoción por la muerte de un joven víctima de violencia policial

Dilán Cruz, el joven de 18 años que resultó gravemente herido durante las manifestaciones registradas en Colombia cuando un artefacto lanzado por el Escuadrón Móvil Antidisturbios (ESMAD) le impactó en la cabeza, ha muerto este lunes a última hora tras permanecer tres días en cuidados intensivos

Colombia: Conmoción por la muerte de un joven víctima de violencia policial

En un comunicado difundido por el Hospital Universitario San Ignacio, en el que se encuentra ingresado el joven, el centro explica que su estado de salud se había agravado durante las últimas horas y que fue imposible revertir el daño neurológico sufrido.

Poco antes, el centro había alertado de que Cruz se encontraba en "estado crítico irreversible". "Informamos de que el paciente Dilán Cruz se agravó en las últimas horas y entró en un estado crítico irreversible. Estamos esperando evolución de curso final", señalaba el texto.

Cruz fue trasladado el sábado al hospital del centro de Bogotá, la capital del país, tras resultar herido por una granada aturdidora lanzada por los agentes antidisturbios en el marco de las protestas que han tenido lugar en varios puntos del país desde el pasado jueves, día para el que estaba convocada una huelga general.

A su llegada al hospital, Cruz presentaba un traumatismo craneoencefálico penetrante y una para cardiorrespiratoria, por lo que tuvo que ingresar en la unidad de reanimación.

El domingo, cientos de personas salieron a la calle en Bogotá en señal de apoyo mientras el presidente colombiano, Iván Duque, pedía que se llevara a cabo una investigación de forma "urgente" para esclarecer el caso "rápidamente" y "determinar responsabilidades".

"Lamentamos mucho que el joven Dilan Cruz haya resultado herido durante los hechos que se presentaron hoy en el centro de Bogotá. Nuestra solidaridad con su familia", manifestó el mandatario.

Las protestas comenzaron el pasado jueves coincidiendo con la huelga general convocada por sindicatos, jubilados, profesores y estudiantes, colectivos indígenas y LGTBI, para protestar contra el Gobierno de Duque y sus políticas económicas, las cuales, según denuncian estos colectivos, han socavado la esperanza de vida en el país.

El deterioro de las pensiones y los salarios, el incumplimiento de los acuerdos con los estudiantes, y la perenne situación de violencia que vive el país --más de 160 dirigentes sociales y sindicales han sido asesinados en lo que va de año--, así como el intento del Gobierno de modificar el acuerdo de paz con las FARC en 2016, son los principales puntos de las movilizaciones.

Comentarios