viernes 28.02.2020
“Soy la novia de Messi”

Antonella exige un trato de privilegio en el hospital

El centro recibió varias reclamaciones porque la pareja de ‘la Pulga’ se salió con la suya

Antonella junto a Leo Messi. | Instagram
Antonella junto a Leo Messi. | Instagram

La vida le va sobre ruedas a Lionel Messi en los últimos meses. El argentino ha conseguido volver a ser el jugador más desequilibrante del momento y ha olvidado las polémicas con Luis Enrique, una vez que quedó claro que el mandamás en el club culé siempre fue el ‘coleccionista de balones dorados’.

Además, en lo personal tampoco se puede quejar, ya que presume siempre que puede de su amor con Antonella Roccuzzo. De hecho, la joven rosarina está esperando su segundo hijo y la familia vive el embarazo con mucha ilusión. Dentro de siete meses, Thiago tendrá un hermanito.

Sin embargo, las colas en el médico fastidian el día a cualquiera y la guapa novia de futbolista no está dispuesta a pasar por ahí. Acudió al Hospital Universitario Quirón Dexeus y cuando llegó a la recepción dejó clara su identidad, para que el personal supiese que debían colarla. “Hola, soy Antonella, la mujer de Leo Messi”, dijo en el mostrador. Además, la mujer que la acompañaba lo repitió por si a alguien no le había quedado claro. “Es la mujer de Messi”, señaló justo antes de que la hicieran pasar por delante del resto de embarazadas que estaban esperando.

Muchas entendieron que una persona muy famosa no podía esperar en la sala porque se montaría mucho revuelo en el hospital, pero no comprendieron que ella pasara la primera cuando casi nadie la reconoció dentro de la clínica. En cambio, una de ellas se cogió un mosqueo descomunal que acabó con dos reclamaciones de por medio, una ante Labco, la empresa que gestiona el laboratorio, y otra ante la clínica Dexeus.

La mujer embarazada de 34 semanas estaba pasando un mal rato antes de que la atendieran porque estuvo un buen rato soportando una temperatura que consideraba elevada. Se acercó al mostrador para preguntar cuánto tiempo más tenía que esperar y los trabajadores le hicieron ver que era imposible que la atendiesen antes de otras pacientes que llevaban más tiempo. “Lo siento, debe esperar su turno”, le dijeron unos minutos antes de que Antonella llegase y se saltase toda la cola.

“No es la primera vez que ocurre. Llega una famosa o mujer de famoso y es atendida al instante. Estoy cansada de estas vips que entran y se van sin colas ni esperas por decir quiénes son. Yo también estoy embarazada, yo también estaba en ayunas. Y esto es un hospital, no una discoteca. Se nos quedó a todas cara de idiotas”, señaló la afectada a Vanitatis, el medio al que le facilitó las copias de sus reclamaciones.

Comentarios