sábado 14.12.2019

150.000 aficionados se reúnen en Cibeles para apoyar a la 'roja'

Más de 2.000 efectivos de distintos cuerpos policiales y asistenciales garantizan la seguridad de los asistentes

Todo está preparado en la plaza de Cibeles de Madrid para que unas 150.000 personas se reúnan allí esta tarde a ver a La Roja en la Final del Mundial de Fútbol de Sudáfrica, en las cuatro pantallas instaladas para la ocasión.

La pantalla principal, que mide 60 metros, fue colocada sobre un escenario pegado a la fuente más emblemática de la capital, que también aguarda el evento vestida con la bandera rojigualda a modo de capa.

Otras tres pantallas auxiliares, de seis por cuatro metros, fueron desplegadas por el paseo de Recoletos hasta Colón. Los trabajos de preparación para la fiesta comenzaron a las 2.00 de la noche, cuando quedaron cortados al tráfico los carriles centrales del paseo.

Un portavoz de la empresa Last Lap, que organiza el evento para la marca de coches que lo patrocina, ha dicho a Efe que espera la afluencia de 150.000 personas, si bien la superficie de este área tiene capacidad para 250.000, según el cálculo del Ayuntamiento.

El tráfico en los laterales de Recoletos quedará cortado a las 17.00 horas, al tiempo que la Policía Municipal establece dos "filtros de acceso" al recinto: uno en Colón y otro en la confluencia con la calle Bárbara de Braganza, donde habrá controles para impedir la entrada con bebidas alcohólicas u objetos contundentes.

En total, más de 2.000 efectivos de distintos cuerpos policiales y asistenciales se coordinaron en la llamada "operación La Roja" para garantizar la seguridad de los asistentes. Según el portavoz de la empresa organizadora, más de 300 medios de comunicación se han acreditado para informar desde la tribuna de prensa, entre ellos televisiones americanas, canadienses y japonesas, mientras que en la tribuna de autoridades se espera al vicealcalde madrileño, Manuel Cobo.

Durante la mañana pudieron verse en el centro de la ciudad decenas de unidades móviles con las antenas de satélite desplegadas, junto a los carriles laterales de Recoletos saturados de tráfico y las farolas y monumentos engalanados con la bandera de España y el lema "Madrid con la Selección Española".

Además de las banderolas y palmadas de plástico que regalarán los organizadores, la Oficina Holandesa de Flores tiene previsto repartir 90.000 flores importadas, al mismo tiempo que distribuye otras 40.000 en Amsterdam, a 2.000 kilómetros de distancia.