lunes 06.04.2020

Víctor Ullate desea un Ballet Clásico con distintos estilos y bailarines invitados

Víctor Ullate, que dirigirá la Compañía Nacional de Danza Clásica, avanzó este jueves que desea ofrecer "un abanico de posibilidades y de estilos en cuanto a coreografías" y traer a bailarines españoles que trabajan en el extranjero "de forma estable o como invitados". El creadro del primer Ballet Clásico Nacional afirma que en su nueva etapa le gustaría "disfrutar de versiones" de títulos como El lago de los cisnes, además de "tener todos los años un Cascanueces.

Bailarines como Joaquín de Luz, del New York City Ballet, o Tamara Rojo, del Covent Garden de Londres, tendrán "la posibilidad de venir a bailar a su país y de que lo vean todos los españoles", según dijo en rueda de prensa el próximo director de la Compañía Nacional de Danza, Víctor Ullate, que presenta el viernes con la compañía que lleva su nombre el espectáculo Coppélia y el sábado estará en el Teatro Cervantes de Málaga.

También explicó que la próxima semana mantendrá una entrevista con la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, y con el nuevo director general (del Instituto de Artes Escénicas y de la Música, Félix Palomero), "porque las conversaciones que había estaban hechas con otras personas" y ahora tiene que "esclarecer" las ayudas que va a tener "y las ideas que ellos puedan tener".

El hecho de haber creado el primer Ballet Clásico Nacional de España hace treinta años le dio "mucha experiencia para trabajar con la Administración, que no es lo mismo que hacerlo para uno mismo en cuanto a libertad, pero sí hay otras ventajas". En su nueva etapa le gustaría "disfrutar de versiones" de títulos como El lago de los cisnes, además de "tener todos los años un 'Cascanueces' o conocer el trabajo por ejemplo de Jerome Robbins, que se conoce poco en España".

Es más fácil que te conozcan fuera

Se trata de "todo un repertorio que en España se desconoce y que no hemos tenido por falta de interés o por desconocimiento", añadió Ullate. La nueva etapa es un "reto" que le "apasiona" en el que va a "disfrutar muchísimo", según el bailarín y coreógrafo, que desea "dejar hecho un ballet antes de retirarme de este mundo de la danza".

Víctor Ullate se siente "muy halagado" por este encargo y espera "poderlo hacer bien para que España tenga el ballet que todos hemos querido, con un nivel internacional". Asimismo, el coreógrafo agregó que ya ha contactado "con muchos bailarines muy buenos que están deseando venir a España" y que espera tener "una de las mejores compañías del mundo".

Al preguntársele por el trabajo de bailarines españoles en otros países, señaló que "es más fácil salir fuera y que enseguida la prensa te nombre y seas conocido". En este sentido, citó el caso de dos alumnos suyos como Tamara Rojo o Ángel Corella, a los que presentó al concurso de París "y ganaron dos medallas de oro ante bailarines de todos sitios".

"Cuando salieron de aquí, bailaban igual o mejor que ahora, porque tenían una técnica brutal y me preocupé de que tuvieran esa técnica fantástica para que después pudieran olvidarse de la técnica e interpretar", subrayó Víctor Ullate.

loading...
Víctor Ullate desea un Ballet Clásico con distintos estilos y bailarines invitados