domingo 08.12.2019

Sacyr se dispara en bolsa tras hacerse con la ampliación del Canal de Panamá

Las acciones de Sacyr encabezaban las subidas del Ibex 35 algo más de una hora después de la apertura de la sesión, con un repunte del 12,81%, un día después de tras conocerse que había resultado adjudicataria de las obras de ampliación del Canal de Panamá. El consorcio Unidos por el Canal (GUPC), encabezado por el grupo español, se alzó este miércoles virtualmente con el contrato para la construcción del tercer juego de esclusas del Canal de Panamá, una ingente obra de ingeniería por la que pidió 3.118 millones de dólares -unos 2.252 millones de euros-. Este fue el menor precio ofertado por los tres consorcios que llegaron a la fase final de la licitación ya que era inferior a los 3.481 millones de dólares que puso como tope la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) para adjudicar la obra y, además, el proyecto de Unidos por el Canal obtuvo la máxima valoración técnica.

A las 10.20 horas los títulos de Sacyr se cambiaban a 10,93 euros, el 12,81% más de los 9,68 euros que marcaban al cierre de la sesión de ayer, con lo que desde comienzos de año acumula una revalorización bursátil de más del 70%.

Hasta esa hora, los inversores habían intercambiado 485.000 acciones por un importe de 5,4 millones de euros, dentro de un Ibex que avanzaba el 1%.

Pese a que aún faltan por resolver algunos aspectos financieros, al tratarse de la propuesta mejor valorada técnicamente, la de mejor precio y que éste está por debajo del fijado por la ACP, "se podría decir que es la virtual ganadora del contrato", dijo una fuente de esta institución estatal que administra la vía acuática desde su entrega por EEUU en el 2000. Por su parte el presidente de la patronal CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, aseguró que todos los españoles deben sentirse "orgullosos" de tener constructoras como Sacyr.

El GUPC está integrado también por la empresa italiana Impregilo, la belga Juan de Nul y la panameña Constructora Urbana, el diseño de ingeniería de su proyecto está liderado por la estadounidense Montgomery Watson Harza y el fabricante de las compuertas es la empresa holandesa Heerema.

El único escollo que podría surgir es una impugnación, algo que aún no ha sucedido, de los otros dos consorcios ofertantes; C.A.N.A.L., liderado por la constructora española ACS e integrado por las también españolas Acciona y Fomento de Construcciones y Contratas (FCC), así como por la alemana Hochtief y la mexicana Constructoras ICA; y el formado por la estadounidense Bechtel junto a las japonesas Taisei y Mitsubishi.

La oferta de 3.118 millones de dólares de GUPC fue muy inferior a los 4.185 millones de dólares que planteó el consorcio liderado por Bechtel y mucho más que los 5.981 millones de dólares que había presentado el consorcio liderado por la española ACS, cuyo diseño técnico, no obstante, quedó en segundo lugar.

Al acto en que se abrieron los sobres de las propuestas, celebrado en la sede de la ACP, en las riberas del Canal de Panamá, asistieron el presidente Ricardo Martinelli, y el vicepresidente y canciller, Juan Carlos Varela, entre otras autoridades.

El ministro de Obras Públicas, Federico Suárez, destacó la limpieza del proceso y el vicepresidente Varela dijo que los cerca de 350 millones de dólares de diferencia entre lo que la ACP había calculado y lo pedido por GUPC permitirá "iniciar las obras del sistema de transporte masivo".

Además de la ampliación del Canal, iniciativa lanzada en 2006 por el anterior gobierno de Martín Torrijos, el otro gran proyecto de la administración de Martinelli es la construcción de una red de metro.

El canal de Panamá

La construcción del tercer juego de esclusas es considerado el premio gordo del programa para la ampliación del Canal, una magna obra valorada en total en 5.250 millones de dólares –unos 3.794 millones de euros-, y de la que aún falta por licitar un último proyecto.

El Canal, diseñado en 1904 para barcos de 267 metros de eslora y 28 metros de manga, como máximo, se ha quedado pequeño con la aparición de los barcos conocidos como "post-Panamax", que superan con creces esas medidas, por lo que la ampliación a través de la construcción de este nuevo juego de esclusas venía siendo necesario.

Con esta obra, para la que se han fijado un tiempo de 1.883 días de trabajos desde el momento en que se dé la orden de comienzo, la ACP pretende duplicar la capacidad de tránsito, calculada ahora en el 5% del comercio mundial.

Incentivos y penalizaciones

Para incentivar la rapidez de los trabajos se ha ofrecido una bonificación de 215.000 dólares por día adelantado sobre ese tiempo, con un máximo de 50 millones, pero también hay una penalización por atraso de 300.000 dólares diarios, con un máximo de 54,6 millones, explicó el gerente ejecutivo de la ACP, Jorge de la Guardia.

Las nuevas esclusas, un juego en el Atlántico y otro en el Pacífico, tendrán tres escalones cada una, 427 metros de largo por 55 de ancho, y 18,3 de profundidad, y contarán con piscinas laterales que permitirán ahorrar cerca de la mitad del agua que usen, ya que todo el sistema se abastece de la lluvia de la cuenca del Canal.

La obra también requerirá la construcción de tres presas y entre las especificaciones técnicas estaba el requisito de que su diseño permita que tenga una vida útil de al menos 100 años.

Ahora sólo quedará por convocar, a finales de mes, la licitación del cuarto y último contrato de excavación seca del programa, considerado el segundo más importante de la ampliación, que supone la construcción de un cauce de acceso al Pacífico de 6,1 kilómetros que unirá al tercer juego de esclusas en el Pacífico con el Corte Culebra, la parte más estrecha del Canal.

Reacciones

El presidente de la patronal CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, aseguró que todos los españoles deben sentirse "orgullosos" de tener constructoras como Sacyr, que este miércoles, como líder de un consorcio, se ha convertido en la virtual ganadora de las obras del tercer juego de esclusas del Canal de Panamá.

El dirigente empresarial reiteró que hay que sentirse "orgullos" de que las empresas españolas compitan a nivel internacional con compañías norteamericanas y canadienses.

En su opinión, en España existen empresas, "y de manera muy especial en el sector de la construcción, con un "Know how" (saber hacer)" con proyección internacional, tal y como ha demostrado Sacyr.

Por ello, expresó su felicitación al presidente de Sacyr Vallehermoso y dijo que "es un éxito que compartimos todos los españoles".

El presidente de la patronal de las grandes constructoras (Seopan), David Taguas, dijo que Sacyr ha hecho realidad el sueño de ganar las obras de ampliación del Canal de Panamá, algo que todas las constructoras del mundo habrían tenido como objetivo.

Sacyr se dispara en bolsa tras hacerse con la ampliación del Canal de Panamá