viernes 18.10.2019

Prisión sin fianza para los presuntos autores del atraco en el que murió una cajera en Cambrils

Actuaban en la cornisa cantábrica y se le atribuyen desde 2005 unos cincuenta atracos a entidades bancarias

El titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Reus ha decretado este viernes prisión provisional comunicada y sin fianza para los cinco presuntos integrantes de un grupo organizado acusado de robar medio centenar de bancos y de la muerte de una cajera en Cambrils (Tarragona).
Según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), el juez imputa a todos ellos los delitos de asociación ilícita y robo con violencia e intimidación.

Además, uno de los detenidos, Manuel Amancio A.V., detenido en Castro Urdiales, también está acusado de un delito de tenencia ilícita de armas y otro de homicidio por la muerte de la cajera de la sucursal del Banco de Santander de Cambrils, ocurrida el pasado mes de octubre.

Los cinco presuntos integrantes de este grupo organizado, cuatro de ellos arrestados el pasado 29 de marzo en Vizcaya -tres en Bilbao y uno en Portugalete- y otro en Castro Urdiales, han vuelto a pasar este viernes a disposición del juzgado de Reus, después de que ayer se negaran a declarar y de que el instructor decidiese prorrogar su detención.

Finalmente, este viernes les ha hecho comparecer para comunicarles su situación personal y los cargos que se les imputan.

Los cinco están acusado de asaltar unas cincuenta entidades bancarias desde 2005, a razón de una al mes, si bien pararon en seco su actividad tras matar de un disparo en el cuello a la cajera en Cambrils, en octubre de 2010.

Los miembros de la banda actuaban sobre todo en la cornisa cantábrica y se le atribuyen desde el año 2005 unos cincuenta atracos a entidades bancarias, de los que unos 25 los perpetraron desde el año 2008 siguiendo siempre un mismo patrón, ya que los ladrones entraban en las entidades armados y disfrazados.

De los dos atracadores que participaron en el asalto de la entidad de Cambrils, la operación policial conjunta permitió detener en Castro Urdiales al supuesto autor material del disparo, Manuel Amancio A.V., conocido como "Bravo", de 49 años.

Al hombre, que en las imágenes grabadas por las cámaras de seguridad de la sucursal aparecía con barba postiza y peluca, se le imputa el atraco a 23 entidades -porque no todos los miembros de la red participaban en todos los asaltos- y un delito de homicidio.

Sin embargo, un acompañante que aparecía en las cámaras de seguridad, que lucía una gorra y un bigote, aún no ha podido ser detenido, por lo que la operación policial sigue abierta.

Las fuerzas de seguridad también atribuyen a esta organización criminal el asalto a una entidad de Ibercaja de Reus (Tarragona) el 14 de julio de 2009, en una de las pocas incursiones que hicieron fuera de la cornisa cantábrica.

Entre los cinco detenidos figura el supuesto líder de la banda -apodado "Johnny"-, el supuesto autor del crimen de Cambrils -"Bravo"- y otros miembros, como "Robert" y "Loren".

Otros dos supuestos miembros de la red ya hace tiempo que están en prisión, tras ser detenidos hace meses por otros delitos.

El grupo seguía siempre un mismo patrón: los asaltantes entraban en las entidades bancarias disfrazados y blandiendo armas de fuego para atemorizar a los trabajadores, aunque hasta el crimen de Cambrils nunca habían disparado.

Prisión sin fianza para los presuntos autores del atraco en el que murió una cajera en...