lunes 14.10.2019
EN GRANADA

El padre acusado de secuestrar a sus hijos pasa a disposición judicial

El abogado de la madre, Óscar Martínez, ha explicado a los periodistas que pedirá su ingreso en prisión ante los antecedentes de malos tratos del detenido

Cartel de desaparecido que emitió la Guardia Civil el pasado lunes. | Guardia Civil
Cartel de desaparecido que emitió la Guardia Civil el pasado lunes. | Guardia Civil

El padre detenido por sustracción de menores, al no entregar a sus hijos de 9 y 10 años el pasado sábado en un punto de encuentro de Granada, ha pasado esta jueves a primera hora de la mañana a disposición judicial.

El detenido, Manuel Lebrón -un expolicía local de Alcalá de Guadaíra (Sevilla) condenado a 34 meses de prisión por violencia de género contra su exmujer y madre de los niños- comparecerá ante la titular del juzgado de instrucción 4 de Dos Hermanas (Sevilla) que está este jueves de guardia.

Está acusado de sustracción de menores, lesiones y atentado, ya que durante su arresto el pasado martes en el domicilio de su actual pareja en Dos Hermanas se mostró "muy agresivo" y llegó a herir con un cuchillo de "grandes dimensiones" a tres agentes, que tuvieron que ser atendidos en el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla de varias lesiones y cortes.

Fue el pasado sábado día 30 cuando su exmujer, Sonia Barea, denunció que su exmarido no había entregado a sus hijos en un punto de encuentro de Granada después de pasar unos días con ellos, denuncia que repitió el lunes por la tarde en la Jefatura Superior de Policía en Sevilla desde donde, tras las pesquisas, fue localizado con sus hijos el martes a mediodía en casa de su actual pareja y ha estado detenido hasta pasar hoy jueves a disposición judicial.

Los niños, que se encuentran en "perfecto estado", fueron trasladados a la Jefatura Superior de Policía y entregados allí a su madre el mismo martes.

El abogado de la madre, Óscar Martínez, ha explicado a los periodistas que pedirá su ingreso en prisión ante los antecedentes de malos tratos del detenido -con una condena firme pendiente de ejecución- así como una orden de alejamiento de los menores "y de algunos otros miembros de su familia", pues ya tiene prohibido acercarse a su exmujer.

Comentarios