martes 15.10.2019

El futuro secretario de Justicia de EEUU considera tortura las asfixias simuladas

El candidato a secretario de Justicia de Estados Unidos, Eric Holder, calificó este jueves de tortura las asfixias simuladas, lo que abre la puerta a un hipotético enjuiciamiento de sus responsables, incluido George W. Bush, según algunos expertos. "Las asfixias simuladas son tortura", dijo Holder en la audiencia para la confirmación de su cargo en el Comité Judicial del Senado estadounidense. Los dos secretarios de Justicia antecesores, del Gobierno de Bush, siempre han evitado pronunciarse al respecto.

La Agencia Central de Información de EEUU (CIA) ha reconocido que ha aplicado ese tipo de métodos al menos a tres sospechosos de terrorismo, incluido Jalid Sheij Mohamed, el presunto artífice de los atentados del 11 de septiembre de 2001, quien está recluido en Guantánamo.

La asfixia simulada fue utilizada, entre otros, por agentes de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA) de Chile durante la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

La tortura viola la Constitución de Estados Unidos y el Derecho Internacional. "En teoría, es posible que Bush y Donald Rumsfeld (su ex secretario de Defensa) sean procesados", dijo Gary Solis, profesor de Derecho de la Universidad de Georgetown y ex fiscal de los Marines. Estados Unidos castigó, de hecho, a soldados japoneses tras la Segunda Guerra Mundial por aplicar asfixias simuladas a estadounidenses.

El demócrata Patrick Leahy, presidente del Comité Judicial del Senado, preguntó a Holder durante la audiencia si el presidente de Estados Unidos tiene autoridad para otorgar inmunidad a las personas que cometieron actos de tortura. "Nadie está por encima de la ley", respondió Holder en la audiencia, donde había algunos manifestantes vestidos con los monos naranja de los detenidos de Guantánamo.

Ésa es una declaración que también ha realizado Obama, pero al mismo tiempo el presidente electo ha afirmado que su deseo "es mirar hacia adelante, en lugar de hacia atrás". "Las decisiones tomadas por la administración anterior fueron difíciles. Es fácil criticarlas a posteriori, pero una vez dicho eso tanto al presidente electo como a mí nos ha perturbado lo que hemos visto y oído", dijo Holder.

Posible juicio en otros países

Obama ha expresado reticencias a investigar a los agentes de la CIA que torturaron a sus superiores, pero eso no impide que los detenidos que han sufrido esos vejámenes les demanden.

No obstante, el profesor de Derecho Solis cree que es difícil que esas causas tengan éxito en Estados Unidos, pues los tribunales son reacios a tramitar casos contra dirigentes por las decisiones que tomaron cuando estaban en el Gobierno.

Otro asunto son los tribunales en otros países donde se podrían iniciar causas contra ellos, como han demostrado las investigaciones llevadas a cabo en España sobre torturas y asesinatos cometidos por las dictaduras de Chile y Argentina. "Creo que George W. Bush y Rumsfeld no van a ir de vacaciones a España u otro país europeo", opinó Solis.

¿Qué es tortura?

Bush ha dicho repetidamente que Estados Unidos "no tortura", pero no ha entrado a definir qué constituye tortura.

Además de los tres casos reconocidos de personas sometidas a asfixias simuladas, el miércoles otra fuente oficial admitió que un cuarto detenido fue torturado.

Susan Crawford, quien supervisa por encargo de Bush los juicios ante los tribunales militares especiales de Guantánamo, dijo que el aislamiento, la privación del sueño, las vejaciones y la exposición al frío que sufrió Mohammed al Qatani pusieron en peligro su vida y constituyeron legalmente tortura.

Holder reiteró la promesa de Obama de cerrar Guantánamo, pero aclaró que llevará tiempo decidir qué hacer con los 250 presos que permanecen allí.

El futuro secretario de Justicia de EEUU considera tortura las asfixias simuladas