jueves 17.10.2019

España recurrirá la decisión británica sobre De Juana Chaos si considera que no es "razonable y fundada"

El ministro de Justicia, Francisco Caamaño, ha asegurado que espera que las autoridades británicas apliquen el derecho de forma "razonable y fundada" en el proceso judicial abierto para la extradición del etarra José Ignacio de Juan Chaos pero ha advertido que, de no ser así, España recurrirá. El juez que tramita el caso del etarra considera la posibilidad de solicitar a España más información sobre las condiciones de detención que éste afrontaría si fuese extraditado, dado que su defensa asegura que sufre depresión y que amenaza con iniciar una huelga de hambre.

Caamaño ha intervenido en Gijón en las VI Jornadas de Juntas de Gobierno del Consejo General de Procuradores de España y ha explicado a los periodistas que el juez deberá determinar si realmente existen atenuantes psicológicos para evitar la extradición del terrorista.

El ministro ha valorado que, una vez que el magistrado Thomas Burgess decida si De Chaos debe ser devuelto a España, existen "sistemas muy intensos" en la Unión Europea para reclamar su vuelta. Caamaño ha recordado que el sistema judicial inglés es muy interpretativo y que es necesario esperar a la resolución del letrado.

El fiscal califica la postura de "chantaje"

De poco parecen haber servido las duras críticas que la Fiscalía lanzó durante los dos últimos días de la vista para desmontar los alegatos de la defensa al fallo del pasado marzo, que daba luz verde a la extradición del etarra.

El fiscal Stephen Ritchie ha calificado de "chantaje" la postura de De Juana, mientras que volvió a denunciar la "falta de confianza y de respeto" de la defensa al sugerir que el caso de extradición presentado por las autoridades judiciales españolas es "inmensamente desproporcionado e inhumano" y cuyo único objetivo es compensar la reducción de pena del ex preso.

Después de escuchar los argumentos de la defensa y la Fiscalía, el juez Thomas Burgess deberá decidir en las próximas semanas si ratifica su sentencia del pasado 10 de marzo.

Aunque en principio el fallo debía haberse producido en una o dos semanas, el proceso podría alargarse ahora más si el magistrado, tal y como apuntó en sus comentarios finales, decide solicitar más información a las autoridades españolas para aclarar ciertos aspectos del caso.

En ese supuesto, Burgess pediría informes, por ejemplo, sobre el tiempo que pasaría De Juana en custodia si es extraditado; las condiciones de la detención, o el acceso a los servicios médicos adecuados para tratar un posible empeoramiento de sus enfermedades mentales.

España es "un país civilizado"

Ésa es una de las principales preocupaciones del abogado defensor Edward Fitzgerald, quien asegura que "existe un alto riesgo" de que el estado de "depresión y estrés postraumático" de su cliente empeore si regresa a España, porque no descarta comenzar una huelga de hambre que podría provocar su "muerte".

Su delicado estado de salud, según el letrado, es fruto de los malos tratos y de los largos periodos de aislamiento sufridos durante parte del tiempo que pasó en prisión en España por el asesinato de 25 personas.

Incluso si esas condiciones no se dan ahora, precisó Fitzgerald, el simple hecho de que "De Juana vuelva al lugar donde surgió su trauma" es suficiente para que exista "un alto riesgo de deterioro de su salud mental y, en consecuencia, un alto riesgo de muerte".

Ese argumento, apuntó Ritchie, "me suena a chantaje porque se basa en la suposición de que (si es extraditado) sufrirá un tratamiento inhumano". España, recordó el fiscal, es "un país civilizado" y firmante de la Convención de Derechos Humanos de la Unión Europea, lo que garantizaría, insistió, la celebración de un juicio justo y ajeno a las influencias de grupos de presión, como por ejemplo, el de las víctimas del terrorismo.

Ritchie también negó que la Justicia española haya abusado del proceso de extradición al no presentar pruebas claras que demuestren que el detenido ha cometido un delito de enaltecimiento del terrorismo, acusación que la defensa calificó de "fabricada" y sustentada en "informaciones periodísticas".

La Audiencia Nacional cree que puede haber delito en el final de la misiva, atribuida al excarcelado, que reza: "Sólo quiero recordar las palabras de un gran hombre y por suerte amigo de este pueblo: '¡Aurrera Bolie!' ('Adelante la pelota', en lengua vasca)", expresión con la que el fallecido histórico dirigente de ETA Domingo Iturbe Abasolo, alias "Txomin", solía terminar sus discursos.

España recurrirá la decisión británica sobre De Juana Chaos si considera que no es...