lunes 14.10.2019
NIVEL 3

España realiza el mayor simulacro ante una situación de emergencia sísmica

Ceuta y Sevilla son los escenarios donde se pone a prueba la validez del Plan Estatal de Riesgo Sísmico. Un equipo de intervención de la UME trabaja junto a otras unidades de las Fuerzas Armadas, la Cruz Roja y equipos de psicólgos

Miembro del cuerpo de policía de Ceuta trasbajan en el puesto de mando del ejercicio.
Miembro del cuerpo de policía de Ceuta trasbajan en el puesto de mando del ejercicio.

Sevilla y Ceuta son las ciudades en las que se está desarrollando un simulacro ante una situación de emergencia sísmica. Tras decretarse el nivel 3 de emergencia, los militares de la Unidad Militar de Emergencia (UME) deben actuar mediante los procedimientos de actuación establecidos en los Planes Territoriales y Especiales ante este riesgo sísmico.             

En Ceuta han trabajado durante toda la noche del pasado martes en el interior de la empresa cárnica Daoiz y Velarde para rescatar a algunos trabajadores que quedaron aislados tras la ruptura de varios tanques de material orgánico tóxico. Estas sustancias han llegado a la red de agua del embalse del Renegado, por lo que los equipos de intervención tienen que trabajar para construir un muro de contención a lo largo del embalse. 

A pesar de ser un simulacro, la ciudad de Ceuta continúa metida en su papel. Unas 1500 personas están siendo realojadas, tras tener que abandonar sus viviendas ante los movimientos sísmicos. En los barrios con alto nivel de delincuencia preocupan posibles actos vandálicos e intentos de robos en zonas desalojadas.

En la base militar ‘El Copero’ de Dos Hermanas en Sevilla, un equipo de 5.000 militares han puesto a prueba algunas de sus capacidades ante el Jefe de Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), el almirante general Fernando García Sánchez. Después se han desplazado a un escenario ficticio diseñado sobre una catástrofe donde hubo un seísmo cerca de la capital andaluza para desarrollar las capacidades específicas de búsqueda y rescate, la actuación ante sustancias peligrosas, la descontaminación masiva y el reconocimiento e identificación de sustancias contaminantes en accidentes.

Además de la actuación de los equipos de intervención de la UME, se precisa de la ayuda de la Cruz Roja, las Fuerzas Armadas, los bomberos y el apoyo psicológico y de acompañamiento a familiares para comunicar los fallecidos y efectuar el reconocimiento de cadáveres.       

Esto permite poner en práctica y comprobar la validez del Plan Estatal de Riesgo Sísmico. Este jueves está prevista la llegada de a Ceuta del subsecretario del Interior, Luis Aguilera Ruiz, para analizar los resultados tras la labor realizada. 

Comentarios