lunes 29/11/21

RBS revela haber prestado 3.500 millones a una empresa química en quiebra

El Royal Bank of Scotland reconoce haber asumido préstamos por un total de cerca de 2.627 millones de euros a la quebrada compañía estadounidense de productos químicos Lyondell Chemical. Según los analistas, el banco británico, que se ha convertido en el mayor prestamista de Lyondell, corre el riesgo de perder la mayor parte de ese dinero, informó ayer el diario británico The Independent. RBS heredó los créditos con su malhadada adquisición en el 2007 del banco holandés de inversiones ABN Amro.

Los préstamos se cree que incluyen unos 1.211 millones de euros de préstamos de baja calidad que podrían perder todo su valor.

La pérdida potencial de ese dinero es el último revés sufrido por el RBS en relación con su polémica adquisición del ABN Amro.

El mes pasado, RBS reveló que podría perder también hasta 440 millones de euros por culpa de los tratos de ABN Amro con el financiero norteamericano Bernad Madoff.

RBS ha indicado que tendrá en el 2008 sus primeros números rojos tras sufrir importantes pérdidas de activos como créditos estructurados y muy apalancados.

En el primer semestre del año, ABN Amro sufrió pérdidas por un total de 6.550 millones de euros, un tercio de las cuales relacionadas con el ABN Amro.

Según Leih Goodwin, analista de Fox-Pitt Kelton, parece que el préstamo a Lyondell fue "un crédito muy apalancado que se torció, algo que puede ocurrir con ese tipo de créditos".

Un portavoz del RBS dijo que "es prematuro hacer especulaciones" sobre el crédito en cuestión.

Lyondell Chemical se declaró en quiebra la pasada semana y señaló como causas la caída de la demanda de sus productos y los precios volátiles de las materias primas que emplea.

La empresa norteamericana, con sede en Houston, produce polímeros y petroquímicos además de refinar petróleo y productos con mezcla de gasolina.

Ha acumulado deudas de unos 14.395 millones de euros y sus activos tienen un valor de 20.454 millones de euros, según los documentos presentados a la justicia norteamericana.

El Royal Bank of Scotland pertenece en un 58% al Gobierno británico tras haber aceptado 20.000 millones de libras (unos 22.015 millones de euros) de dinero público para reforzar sus reservas de capital.

RBS revela haber prestado 3.500 millones a una empresa química en quiebra