lunes 27/9/21

Rajoy advierte de que "no hay subida de impuestos capaz de tapar el agujero" que ha creado el Gobierno

El presidente del PP Mariano Rajoy, durante su turno de réplica al presidente Rodríguez Zapatero, ha arremetido contra las medidas fiscales del Gobierno, la anunciada subida de impuestos y el agujero, que según Rajoy, ha provocado el Ejecutivo debido al elevado gasto público. El líder de los populares advirtió al presidente del Gobierno de que "no hay subida de impuestos capaz de tapar el agujero" que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero "ha creado" y sentenció que "la situacion económica está peor que hace seis meses". Rajoy insistió en que Rodríguez Zapatero vive en un mundo idílico que según él, intenta vender a los españoles y que resulta completamente irreal, aunque reconoce que la labor de los políticos no es sembrar la alarma, tambien señala que su deber es hacer saber la verdad a los ciudadnos y la situación real de nuestra economía.

En su opinión, un aumento de los impuestos redundaría en un menor consumo, "más crisis y no solucionaría el problema del déficit", por lo que ofreció al presidente del Gobierno un pacto para reducir el déficit de las Administraciones Públicas y "racionalizar el conjunto del gasto público".

Para llegar a este acuerdo conjunto puso como condición previa no subir los impuestos, ya que pronosticó que cuando todavía no se ha iniciado la recuperación económica aumentar los impuestos "agudizaría el proceso de recesión y el incremento del paro".

Rajoy criticó que Zapatero no haya especificado "cuáles son ni cuántos" tributos se van a elevar y sólo haya hecho "declaraciones que generan incertidumbre". El jefe de la oposición señaló que el origen de esta subida de impuestos que anuncia está en el "descomunal" déficit de las cuentas públicas que se ha producido por la caída de la recaudación y el aumento desproporcionado del gasto público y sobre todo por el empobrecimiento del país.

Lo peor no ha pasado

Además, el líder de los populares pronosticó que lo peor de la crisis "no ha pasado" porque "desgraciadamente" el paro seguirá creciendo en los próximos seis meses y habrá "un paro más abundante que el que hoy tenemos".

Acusó a Zapatero de crear un "nuevo mantra" con esta frase, no decir "la verdad" a los españoles y hacer un diagnóstico "falso" de la situación, ya que se "obstina" en no reconocer la crisis y "confundir" a los ciudadanos.

"Confundir la desaceleración del ritmo de deterioro con una mejoría, no puede ser, en su caso, un error", dijo, sino un "intento de confundir a los demás". Apuntó que tiene la obligación de decir que la situación económica es "extremadamente complicada" y no "crear espejismos que luego no se hacen realidad y que destruyen la confianza".

Para el presidente del PP, las "recetas" del Gobierno para frenar la crisis "han sido paliativas", medidas "inconexas, desordenadas y en muchas ocasiones contradictorias". En este sentido criticó que estas medidas hayan aumentado el déficit público en 50.000 millones de euros hasta el mes de julio y que en siete meses el Estado haya gastado 100.000 millones y "sólo haya recaudado la mitad".

"Señor Rodríguez Zapatero, así están las cosas, el déficit y el paro creciendo, el consumo disminuyendo, las inversiones despeñándose, decenas de miles de empresas cerrándose y usted instalado en una especie de Arcadia feliz vislumbrando ya un mundo maravilloso", le espetó.

El líder popular accedió a hablar de educación y energía, pero, dijo, "hagámoslo en serio" y recordó que el PP ya pidió la comparecencia del presidente para hablar específicamente de estos asuntos. Rajoy se mostró "dispuesto" a no ser crítico con la actuación del Gobierno y de buscar acuerdos "pero con luz y taquígrafos" para que no ocurra "lo que pasó con el diálogo social" donde el que no estampa la firma ahora "es un réprobo", cuando el año pasado era "ejemplo de responsabilidad", en referencia a la patronal CEOE.

El presidente del PP recordó a Zapatero que nunca le ha faltado apoyo ante "asuntos serios", como el plan financiero, el FROB, la política antiterrorista o el envío de tropas a Afganistán. Por ello, le pidió que olvide "el latiguillo" de que la oposición "no arrima el hombro".

Déficit

Ya en el segundo turno de respuesta, Rajoy replicó a Zapatero, que no le mande hablar con el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, sobre déficit cuando "usted es la mayor autoridad, el mayor experto y el que más sabe de déficit público".

El líder de los populares reiteró los efectos negativos que conllevarían la subida de impuestos que plantea el Ejecutivo, "más recesión y menos inversión", y recriminó a Zapatero que "pida sacrificios a la gente para que paguen los errores que ha cometido".

Puntualizó que la línea "macabra" de la política económica del Gobierno basada en la generación de déficit público ha llevado a tener 4,5 millones de parados, un sin fin de cierre de empresas y a que los españoles tengan menos renta disponible que en los dos últimos años. "Esta es su política social, y a mí no me gusta, me gusta la que crea empleo", apostilló, tras criticar que Zapatero haya querido dar "una nueva lección de economía, de una hora y diez minutos" desde la tribuna.

Además, se ha referido a la valoración de la agencia internacional de medición de riesgo Moody's que hoy ha mantenido la máxima credibilidad crediticia sobre el riesgo de la deuda pública española, situando a España como país "resistente" junto con Estados Unidos, Reino Unido o Francia.

Rajoy dijo que Zapatero "ha olvidado" citar otros datos, como que el informe también considera "poco probable" que España consiga reducir el déficit público hasta el 3% antes de 2012 y que necesita una "salida creíble" a la crisis para mantener los parámetros de máxima calificación de riesgo en la deuda.

El presidente del PP urgió a Zapatero a un cambio en la política económica y que empiece "ya" a hacer reformas estructurales y a reducir el déficit, y recordó que países como Alemania o Francia han apostado por no subir los impuestos, porque "retrasaría la salida de la crisis".