sábado 23/10/21

Gómez Navarro prefiere que se bajen las cotizaciones sociales antes que el coste del despido

El presidente del Consejo Superior de las Cámaras de Comercio, Javier Gómez Navarro, aseguró hoy que "el coste del despido no es el primer problema" a la hora de crear empleo, para lo que propuso priorizar una rebaja de las cotizaciones sociales que abonan las empresas y compensar a la Seguridad Social con parte de la recaudación por impuestos sobre el consumo, como el IVA. En declaraciones al canal de televisión Cuatro, Gómez Navarro puso sobre la mesa su particular orientación de una posible reforma laboral dos días antes de que se reabra el diálogo social y a la espera de que el Gobierno presente el próximo viernes su hoja de ruta para introducir modificaciones en el mercado laboral.

Así, el presidente de las Cámaras indicó también que este mercado está "absolutamente diferenciado entre unos trabajadores que tienen mucha protección y otros que no tienen ninguna", lo cual consideró "insostenible a largo plazo".

"Si queremos cambiar a un modelo económico con empresas de alto nivel tecnológico y de alto nivel competitivo, éste no se puede basar en el empleo eventual, sino en el fijo, estable y con garantías", apostilló.

Antes de abandonar el ámbito laboral, Gómez Navarro se refirió a la difícil situación que atraviesan las empresas del presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, y cómo se está cuestionando su continuidad al frente de la patronal.

En este sentido, quiso dejar claro que "Gerardo es un buen presidente de la CEOE", a lo que añadió que, a partir de este punto, tiene que "evaluar en qué medida sus problemas le pueden perjudicar su gestión de la CEOE y en qué medida ser presidente de la CEOE le puede ayudar o perjudicar para resolver los problemas de su empresas".

"Es él quien tiene que tomar la decisión", añadió, para sentenciar que "desde fuera nadie tiene nada que decir, mientras que desde dentro va a encontrar un apoyo sistemático y nadie le va a echar".

Desde una visión global, Gómez Navarro aseguró que "la economía española sigue cayendo, aunque mucho más despacio que antes", por lo que "no ha tocado fondo, pero está a punto".

Así, afirmó que las grandes empresas, internacionalizadas y competitivas, "tendrán problemas, pero van a ir bien", mientras que las pymes, que tienen "serios problemas de financiación y competitividad", vivirán un futuro mucho más incierto.

Por ello, Gómez Navarro instó al Gobierno a resolver esos dos problemas, empezando por el de la financiación. Según dijo, "se ha generado verdadera aversión al riesgo" y, si bien el sistema ha permitido no tener que inyectar dinero público en el sistema, "tampoco ha resuelto el problema".

Gómez Navarro prefiere que se bajen las cotizaciones sociales antes que el coste del...