viernes 21/1/22

Mucho ha llovido desde Belle époque, la película con la que Trueba consiguió el Oscar a la mejor película extranjera y el Goya al mejor director. Años después, la Academia de Cine ha seguido confiando en el realizador, cuya última película, El baile de la victoria, fue seleccionada para representar a España en los Oscar de este año. El filme no fue elegido, pero la Academia bien podría premiar de nuevo al veterano realizador, cuya trayectoria es una de las más sólidas del cine español.

Los rivales en esta edición no son fáciles. A priori, Alejandro Amenábar –otro veterano en esto de los Goya –, es su máximo rival. La espectacular Ágora podría valerle su cuarto Goya tras su debut como mejor director novel con Tesis y los posteriores premios por Los otros y Mar adentro. No obstante, sería un error descartar a Daniel Monzón, que pisa fuerte con su exitosa Celda 211. Trueba también tendrá que competir contra el argentino Juan José Campanella, nominado por El secreto de sus ojos, película que representará a ese país en los Oscar. Sin duda, el Goya a la mejor dirección será uno de los más reñidos de los últimos años.