lunes 25/10/21

Azkarate dice que no tiene "motivos" para dimitir por las irregularidades en los museos Guggenheim y Balenciaga

La consejera de Cultura del Gobierno vasco, Miren Azkarate, aseguró el lunes que no encuentra "motivos" para dimitir, a pesar de que todos los grupos de la oposición, salvo Aralar, le exigieron que abandone el cargo por las irregularidades en la gestión de los museos Guggenheim y Balenciaga. Ante esta postura, Azkarate aseguró que prefiere una sociedad que tenga como gestores a los dirigentes del PNV, que "si algo han demostrado es que tienen la valentía para reconocer en qué se ha fallado".

Miren Azkárate, portavoz del Gobierno vasco, en declaraciones en los pasillos de la Cámara vasca tras los debates monográficos sobre los casos Guggenheim y Balenciaga, manifestó que no tiene ni ha tenido "nunca" miedo a reconocer sus fallos y a poner todo cuanto esté en sus manos "para enmendarlos". "No me va a temblar el pulso para valorar de qué calibre son los errores cometidos y a qué actitud me tiene que llevar eso", agregó.

Ante la petición de asunción de responsabilidades por parte de la oposición, indicó que tanto ella como el director del Guggenheim, Juan Ignacio Vidarte, asumieron "desde el primer momento, que los controles no habían funcionado debidamente y que la operación de divisas no había sido afortunada". "Para mí, asumir la responsabilidad es asumir el conjunto de actuaciones, hacer una valoración de qué hay en una balanza y en la otra", explicó.

Preguntada acerca de la solicitud del Parlamento de que se renueven los consejos de administración de las sociedades del Guggenheim, de los que forma parte como consejera, respondió que desconoce "qué van a hacer" la Diputación y el Gobierno vasco. Respecto a la dimisión exigida por PSE, PP y EHAK, afirmó que "ni el clima que he percibido, ni la actitud del lehendakari ni de los consejeros, ni todas las muestras apoyo confianza y ánimo que he recibido, me hacen pensar que tenga motivos para presentar la dimisión".

Obligación de investigar

También afirmó que con sus declaraciones de la semana pasada, cuando criticó que se está "removiendo la mierda" en torno a estos casos, no se refería a la labor del Parlamento y de las comisiones de investigación. "Si algo he dicho es que en democracia, los Parlamentos tienen, no sólo la potestad, sino la obligación de investigar aquello que creen que no está bien, con honestidad y con sinceridad", argumentó.

Azkarate también defendió la labor de Vidarte, de quien destacó que el Patronato del Guggenheim le ha reconocido como "un pilar fundamental" del éxito del museo. "¿Cómo se puede compaginar eso con el discurso de descalificación absoluta que hemos oído hoy en el Parlamento?", cuestionó. Ante "las alusiones a los cambios" que, según indicó, realizaron diversos grupos durante el debate, afirmó que "no quisiera que esta sociedad interpretase como cambio el cambio de Marbella".

"Prefiero, cambio o no, una sociedad que tenga como gestores a los dirigentes del PNV, que si algo han demostrado en los dos casos es que tienen la valentía suficiente para reconocer en qué se ha fallado, cuáles son las medidas que hay que tomar y reconocerlo ante la sociedad y traerlo a este Parlamento", añadió.

Azkarate dice que no tiene "motivos" para dimitir por las irregularidades en los museos...