viernes 21/1/22

Almunia pide que la banca europea se someta al test de resistencia

El comisario europeo de Asuntos Económicos, Joaquín Almunia, abogó este lunes por que las entidades financieras europeas se sometan a test de resistencia comparables, con los objetivos de aflorar sus necesidades de recapitalización con los mismos criterios y el de disipar la desconfianza del mercado. En un encuentro organizado por el Foro Cinco Días, Almunia se quejó de que esos ejercicios de resistencia se están haciendo a escala europea, pero sin que haya parámetros homogéneos entre países y sin que se hagan públicos en la mayoría de los casos, "por lo que la incertidumbre y la falta de confianza sigue predominando en aspectos importantes".

"A la Comisión Europea le gustaría que se hicieran de forma coordinada", declaró el comisario de Asuntos Económicos, quien insistió en que esta medida aumentaría la transparencia y evitaría los recelos que persisten en el mercado.

"No podemos imponer pero recomendamos vivamente que lo hagan porque nos parece que es elemento estrictamente necesario para restaurar el crédito", insistió.

Respecto a las ayudas públicas al sistema financiero, anunció que la Comisión Europea publicará próximamente sus orientaciones para que los procesos de reestructuración "respeten la competencia y no se creen desigualdades" al emplearlos como medida proteccionista.

Tras señalar que las ayudas no pueden suponer "barra libre" para todos, Almunia defendió que esos criterios deben tener en cuenta también "a las entidades que no lo hicieron mal antes de la crisis, que no tienen porqué pagar el precio de entidades mal gestionadas".

En cualquier caso, el comisario europeo se mostró partidario de que las ayudas públicas al sistema financiero conlleven condiciones, que a su juicio son "el elemento clave para el éxito de los programas de recapitalización".

"Una recuperación seria y en profundidad de los mercados financieros exige cambios importantes en el modo en que funcionan los mercados, en la regulación, en la supervisión y en sistemas de remuneración", defendió Almunia, que insistió en que los respectivos gobiernos europeos tienen capacidad para exigir la reestructuración de sus respectivos sistemas financieros en la medida en que otorgan ayudas públicas.

Respecto al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria, que el Gobierno español aprobó el pasado viernes, Almunia señaló que "en lo sustancial me parece que es lo que hay que hacer", al tiempo que mostró su convencimiento de que cumplirá con los requisitos de la Unión Europea "sin dificultades".