sábado 27/11/21
'OPERACIÓN EMPERADOR'

Tres agentes realizaron gestiones sobre ciudadanos chinos por orden del comisario

Aseguran que su superior no les dio ninguna explicación de por qué tenían que realizarlas y que es algo habitual

Tres agentes de la Policía Nacional han admitido ante el juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno que, por encargo de su jefe, realizaron gestiones sobre ciudadanos chinos que están imputados por formar parte presuntamente de la red china de blanqueo de capitales desarticulada con la 'operación Emperador', informaron fuentes jurídicas presentes en la declaración.

Los tres policías, Alejandro Braza, Pablo Sáiz y Tomás Guerra, estaban destinados en la comisaría de Puente de Vallecas (Madrid) y han comparecido ante el tribunal como testigos después de que la Unidad de Asuntos Internos les atribuyera haber consultado bases de datos sobre extranjería y antecedentes a petición de su jefe, el comisario Manuel Patricio Rodríguez San Román, imputado en la causa.

Los agentes, que trabajaban respectivamente en el archivo, el grupo de seguridad ciudadana y el departamento de estadística, han confirmado que realizaron las gestiones en marzo de 2012 por orden del comisario y que éste no les dio ninguna explicación de por qué tenían que realizarlas. "Que los comisarios miren cosas es algo habitual", han argumentado.

En este sentido, han asegurado no conocer al empresario Yongping Wu Liu, alias 'Miguel el Calvo', imputado en la causa por regalar cajas de vino, jamones, masajes, móviles y entradas para el fútbol o los toros a los comisarios de Policía a cambio de favores y gestiones personales.

Trámites en Fuenlabrada

También ha declarado una auxiliar administrativa de la comisaría de Fuenlabrada que ha negado haber realizado ninguna gestión para acelerar expedientes a petición del agente Blas Donoso Adán, también imputado en el procedimiento. "Ni siquiera era mi jefe", ha dicho.

La testigo, que ha asegurado no conocer a ninguno de los imputados, ha apuntado que hasta las once de la mañana se atienden peticiones con cita previa y que a partir de esa hora se tramitan las gestiones de todo aquel que se acerca a la comisaría. Una de sus compañeras, que también estaba citada para este martes, no ha acudido a declarar.

El juez Moreno interrogará mañana, miércoles, a otros seis testigos: Eulalio Iniesta, María Milagros Velasco, Manuel Rodríguez y Eugenio Alcázar y dos funcionarios a los que se identifica únicamente en una providencia mediante su número de carnet profesional.

'Miguel el Calvo', contacto de Gómez Gordo

Las declaraciones se han producido después de que el titular del Juzgado Central de Instrucción número 2, que sustituye en la investigación a su compañero Fernando Andreu, interrogara hace unas semanas a los nueve mandos imputados.

Uno de ellos, el comisario Ángel Luis Olmedo Ovejero, jefe de la Brigada de Extranjería y Fronteras de Madrid, aseguró ante el juez el pasado 7 de mayo que el empresario imputado Yongping Wu Liu, alias 'Miguel el calvo', era "un contacto" de Gómez Gordo y "colaborador" habitual de la policía en operaciones contra la delincuencia.

Además de Olmedo Ovejero, el juez interrogó como imputados al comisario de Barajas, Carlos Salamanca; el comisario de Seguridad Ciudadana Manuel Patricio Rodríguez San Román; el inspector Federico Sánchez Frutos, actual jefe de Seguridad de El Corte Inglés de Vistalegre; el subinspector de Extranjería en Fuenlabrada Roberto Ruiz Ortega; los agentes Blas Donoso Adán y Francisco García Frade; y los policías de Fuenlabrada José Pablo Roldán Juez y Mario José Selas Martínez.

Por su parte, el inspector de la Policía Nacional Miguel Ángel Gómez Gordo, primer agente imputado en el 'caso Emperador' por sus relaciones con el empresario Gao Ping, declaró a petición propia el pasado 21 de mayo.

Red de blanqueo

La 'operación Emperador' estalló en octubre de 2012 cuando fueron detenidas un total de 83 personas. Entre los arrestados estaban el actor porno Ignacio García Jodrá, alias 'Nacho Vidal'; el exconcejal de Seguridad de Fuenlabrada (Madrid) José Borrás y el policía nacional Miguel Ángel Gómez Gordo.

En junio de 2013 el juez Andreu imputó a otras 15 personas, entre ellas primas lejanas del rey Juan Carlos por haber blanqueado dinero presuntamente a través de la denominada rama hebrea de la red de Gao Ping, que dirigía, según los investigadores, la imputada Malka Mamman Levy.

Tres agentes realizaron gestiones sobre ciudadanos chinos por orden del comisario
Comentarios